Mundo

Miles salieron a aplaudir desfile militar

Kósovo festeja cinco años de independencia ‘irreversible’

Actualizado el 18 de febrero de 2013 a las 12:00 am

Mediación de UE ha logrado aproximar al país a Serbia, su antiguo enemigo

Unos 100 países han reconocido la nación, incluido EUA, su principal aliado

Mundo

Kósovo festeja cinco años de independencia ‘irreversible’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Pristina. AFP. Kósovo celebró ayer cinco años de independencia de Serbia, calificada de “irreversible” por la presidenta Atifete Jahjaga, un aniversario marcado por el deshielo de las relaciones con su exenemigo, gracias a la mediación de la Unión Europea.

Tropas de la Fuerza de Seguridad de Kósovo (KSF) desfilaron ante aplausos de miles de personas durante las ceremonias organizadas en el centro de Pristina, engalanada con banderas de Kósovo y de EE. UU., su principal aliado.

En un mensaje enviado por el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, este pidió a las autoridades que “construyan instituciones democráticas sólidas y fortalezcan la marcha de Kósovo hacia su integración europea”.

Unos cien países, incluyendo a EE. UU. y a la mayoría de la Unión Europea, entre los que no está España, han reconocido a Kósovo, que proclamó su independencia casi nueve años después de los bombardeos de la OTAN contra Serbia en 1999. Esa campaña militar expulsó a las fuerzas serbias que trataban de aplastar la guerrilla independentista albanokosovar.

Pese a que Serbia sigue considerando a Kósovo como su provincia meridional, Belgrado y Pristina han logrado varios acuerdos bajo la presión de Bruselas, que condiciona cualquier avance hacia su entrada en la UE a la normalización de las relaciones bilaterales.

Dichos acuerdos tratan de mejorar la vida diaria de aproximadamente 1,8 millones de habitantes de Kósovo, cuya existencia se ha complicado por el polémico estatuto de este territorio (estado civil, catastro, aduanas).

El aspecto más espinoso y complejo que queda por resolver es el apoyo de Belgrado a los serbios del norte de Kósovo, donde son mayoría, manteniendo en esta región que escapa prácticamente al control de Pristina sus instituciones tales como escuelas y tribunales.

Serbia desea una amplia autonomía para esos 40.000 serbios, pero también para los otros 80.000 que viven en enclaves diseminados en el sur del territorio.

Asimismo, la corrupción en la clase política es una de las principales preocupaciones de la UE.

  • Comparta este artículo
Mundo

Kósovo festeja cinco años de independencia ‘irreversible’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota