Mundo

Jesuitas en Costa Rica están esperanzados con la labor del Papa Francisco

Actualizado el 18 de marzo de 2013 a las 12:00 am

Mundo

Jesuitas en Costa Rica están esperanzados con la labor del Papa Francisco

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         El padre jesuita Marcelino Pérez recibió ayer a los fieles en la parroquia de San Ignacio de Loyola, ubicada en Vargas Araya. | ADRIANA ARAYA
ampliar
El padre jesuita Marcelino Pérez recibió ayer a los fieles en la parroquia de San Ignacio de Loyola, ubicada en Vargas Araya. | ADRIANA ARAYA

Al igual que en iglesias del mundo entero y en especial en las de Latinoamérica, el sacerdote jesuita, de origen panameño, Marcelino Pérez, presidió ayer la eucaristía en la Parroquia san Ignacio de Loyola, en honor al también jesuita y argentino Papa Francisco.

Durante la Eucaristía, el sacerdote pidió por el Papa Francisco para que “el Señor lo bendiga y pueda realizar su labor de la mejor manera” y manifestó que “todos tenemos esperanza.”

A la salida de la misa, en la parroquia ubicada en San Pedro de Montes de Oca, el sacerdote consideró que el nuevo Papa, además de renovar positivamente la Iglesia, está comunicando, con su propio ejemplo, las ideas de humildad, sencillez y servicio a los pobres, que son los pilares fundamentales de los jesuitas.

“Esperamos que hayan cambios y deseamos que Francisco no dé respuestas viejas de la Iglesia a preguntas nuevas de los jóvenes. Esperamos que esté abierto a lo nuevo”, afirmó Pérez.

Además, aseguró que una de las características propias de los jesuitas es la de obediencia al Papa y establecer un vínculo de amor y servicio con el Pontífice.

Pérez considera que el Papa Francisco, más allá de ser jesuita, es la máxima figura en el Vaticano, figura a la cual los miembros de la congregación deben obedecer y con la cual deben comprometerse a trabajar desde las diferentes partes del mundo para llevar el mismo mensaje de amor y unidad.

Por su parte, el estudiante jesuita José Leonidas Barrios, que lleva cuatro años de estudios en la congregación, considera que la formación que tiene el Papa Francisco es muy importante porque responde a las necesidades de la Iglesia y puede generar cambios positivos.

Fieles a la parroquia. Los católicos que asisten a la parroquia de San Ignacio de Loyola están muy entusiasmados porque el nuevo Papa es jesuita, ya que en su comunidad se han visto las obras realizadas por el párroco Pérez.

Asimismo, consideran que los actos sociales, tales como recolectar comestibles, dinero, y realizar rifas y posadas ha ayudado a los más necesitados y ha estimulado la participación de los vecinos.

PUBLICIDAD

Tal es el caso de Cecilia Guardado. “Tengo 15 años de asistir a esta iglesia y me siento orgullosa de los jesuitas porque defienden la misericordia del amor. Creo en el Papa porque transmite un mensaje de humildad”, aseguró esta vecina de Vargas Araya.

Guardado manifestó su alegría de pertenecer a la Iglesia Católica y está segura de que el mundo va a cambiar para bien con el nombramiento de Jorge Bergoglio, el primer papa de Latinoamérica.

  • Comparta este artículo
Mundo

Jesuitas en Costa Rica están esperanzados con la labor del Papa Francisco

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota