Mundo

50.° aniversario de reacercamiento

Francia y Alemania celebran ‘bodas de oro’

Actualizado el 03 de septiembre de 2012 a las 12:00 am

Mundo

Francia y Alemania celebran ‘bodas de oro’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         El presidente francés Charles de Gaulle (izq.) y el canciller alemán Konrad Adenauer  el 4 de julio de 1963, durante una histórica cita  en  Alemania. | AFP.
ampliar
El presidente francés Charles de Gaulle (izq.) y el canciller alemán Konrad Adenauer el 4 de julio de 1963, durante una histórica cita en Alemania. | AFP.

Berlín. AFP. En medio de tensiones relacionadas con la crisis del euro, Francia y Alemania celebran en setiembre su amistad, base de la construcción europea, conmemorando el 50.° aniversario de la visita histórica del general Charles de Gaulle a la República Federal Alemana.

Del 4 al 9 de setiembre de 1962, el presidente francés recorrió la RFA y pronunció una docena de discursos orientados a exaltar el acercamiento de ambos países.

La visita del francés resultó ser un éxito “más allá de todas las expectativas”, según testigos de la época, en un país obsesionado por el sentimiento culpa del Holocausto y marcado por la derrota y la división después de la construcción del Muro de Berlín, en 1961.

El último discurso de Gaulle en Ludwigsburg, pronunciado ante más de 7.000 personas, que simbolizaban el cambio generacional y de perspectiva, será el que conmemoren la canciller Ángela Merkel y el presidente francés, François Hollande, el 22 de septiembre.

Estas celebraciones prepararán el terreno para la conmemoración central, el 22 de enero del 2013, en Berlín, del quincuagésimo aniversario de la firma del Tratado del Elíseo, por el general De Gaulle y el canciller alemán Konrad Adenauer, que estableció los objetivos de la cooperación bilateral.

Tensiones. Estas festividades se llevan a cabo en medio de un clima tenso: la crisis de la deuda en la zona euro –con el riesgo de que los países económicamente más débiles la abandonen y estalle la moneda única lanzada en 1999– pone en evidencia una vez más las diferencias de enfoque de ambos países.

Alemania y Francia, “sobre una base europea común bastante sólida, se querellan sobre la mejor manera de salir de la crisis”, indica Henrik Uterwedde, director adjunto del Instituto Franco -Alemán de Ludwigsburg (DFI).

En su último encuentro en Berlín, el 23 de agosto, Merkel y Hollande prometieron garantizar la perennidad del motor franco-alemán.

Nacidos en 1954, después de la guerra, ambos mandatarios están mucho menos marcados por el país del otro de lo que estuvieron, en su hora, De Gaulle y Adenauer.

No obstante Merkel asegura que forma parte de los “jóvenes europeos” que descubrieron la Unión después de la caída del Telón de Acero, en 1989.

  • Comparta este artículo
Mundo

Francia y Alemania celebran ‘bodas de oro’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota