Mundo

Factores técnicos y humanos provocaron el accidente del vuelo Rio-París

Actualizado el 05 de julio de 2012 a las 12:00 am

Mundo

Factores técnicos y humanos provocaron el accidente del vuelo Rio-París

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Francia.AFP - El accidente del vuelo Air France Rio-París del 1 de junio de 2009, en el que murieron 228 personas, fue provocado por factores a la vez técnicos y humanos, según el informe final de la Oficina de Investigación y Análisis (BEA) de la aviación civil francesa.

Según este organismo oficial encargado de estudiar los accidentes o incidentes graves de la aviación civil, que dio a conocer sus conclusiones este jueves, hubo problemas técnicos derivados de la ergonomía del avión (un Airbus A330) pero también humanos, consecuencia de las acciones de los pilotos que sufrieron mucho estrés.

Respecto al punto de partida de la catástrofe, la BEA señala definitivamente el congelamiento de las sondas de velocidad Pitot, que condujo a una incoherencia temporal entre las velocidades medidas.

“La tripulación estaba en un estado de pérdida casi total de la situación”, declaró en conferencia de prensa Alain Bouillard, director de la investigación.

Los investigadores dan cuenta de una mala gestión del factor sorpresa y de una incomprensión total de la situación, y señalan asimismo una falta de formación.

La BEA emitió 41 recomendaciones de seguridad, 25 de ellas nuevas con respecto a su informe de julio de 2011. Estas recomendaciones están dirigidas tanto a la compañía aérea como al constructor.

El organismo insiste en particular en la importancia “hde la formación y del entrenamiento de los pilotos, para que tengan un mejor conocimiento de los sistemas del avión en caso de situación inhabitual”.

“Ocho recomendaciones conciernen la formación de los pilotos y cinco la certificación de los aviones”, precisó el director de la BEA, Jean-Paul Troadec.

En conferencia de prensa, Troadec señaló que “si la BEA pensara que este accidente fue debido solamente a la tripulación, no habría hecho recomendaciones sobre los sistemas, sobre la formación, etc. Lo que quiere decir que este accidente hubiera podido suceder a otras tripulaciones”.

“Dos acontecimiento llevaron al accidente, la obstrucción de las sondas de velocidad Pitot y el no reconocimiento del descontrol” del avión, agregó.

Por su parte, la compañía Air France afirmó hoy , tras publicarse el informe definitivo de la BEA sobre el accidente, que la tripulación del vuelo Río-París permaneció “implicada en la dirección del vuelo hasta los últimos instantes”.

PUBLICIDAD

“El informe de la BEA describe una tripulación que actúa en función de las informaciones provistas por los instrumentos de los sistemas de bordo y del comportamiento del avión tal cual fue percibido en el cockpit”, indicó Air France en un comunicado.

“La lectura (de los datos) no les permitió aplicar las acciones apropiadas”, agregó.

Tras la publicación del informe, el consorcio de construcción aeronáutica Airbus prometió el jueves que tomará “todas las medidas” necesarias para mejorar la seguridad aérea.

Airbus “tomará todas las medidas que permitan contribuir a ese esfuerzo colectivo en favor de la optimización de la seguridad aérea”, indica un comunicado del grupo, que agrega que “ha empezado ya a trabajar a nivel industrial a fin de reforzar las exigencias relativas a la resistencia de sus sondas Pitot” implicadas en el accidente.

  • Comparta este artículo
Mundo

Factores técnicos y humanos provocaron el accidente del vuelo Rio-París

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota