Por: Alberto Barrantes C. 10 enero, 2014

En la primera reunión para discutir el alza salarial para el sector público, el ministro de Trabajo, Olman Segura, dijo que la presidenta Laura Chinchilla giró la orden de que no se aumente su salario ni el de vicepresidentes y ministros.

En la cita de ayer, los nueve representantes sindicales llegaron a la mesa de diálogo sin una propuesta concreta de aumento salarial para los 250.000 empleados públicos.

“Para hacer una propuesta, debemos analizar aspectos como el costo de la vida y la inflación acumulada”, dijo Gilberto Cascante, dirigente sindical de la Asociación Nacional de Educadores (ANDE).

Los sindicalistas dicen que aún no van respaldar el aumento de un 3% a un 5% que había propuesto Albino Vargas, de la Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP).

“No podemos dar un dato porque no nos hemos reunido como gremio para definir un porcentaje oficial”, dijo Xiomara Rojas, del Sindicato Independiente de Trabajadores Estatales Costarricenses.

Ante la falta de propuestas, Gobierno y sindicatos acordaron que se volverán a sentar a negociar hasta el lunes 20 de enero, a las 2 p. m., en el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS).