Cúpula solicita a Ejecutivo que reunines se realicen en un punto neutral entre Guápiles y Limón centro

Por: Alexandra Araya M. 31 octubre, 2014
El Sindicato de Trabajadores de Japdeva confirmó que este viernes mantendrá en operación el muelle de Moín pese a que una parte del gremio se unirá a las marchas que preparan los educadores.
El Sindicato de Trabajadores de Japdeva confirmó que este viernes mantendrá en operación el muelle de Moín pese a que una parte del gremio se unirá a las marchas que preparan los educadores.

El sindicato de muelleros de Limón condicionó esta tarde al Gobierno a garantizarle a Japdeva y la concecionaria de la nueva terminal (APM Terminals) igualdad en el manejo de carga en los muelles del Caribe.

Así lo expresan en un documento entregado al ministro de Trabajo, Víctor Morales y firmado por Ronaldo Blear, secretario general de Sintrajap.

En la misiva instan al gobierno a firmar un "documento formal" en el que dejen constancia del compromiso por parte de las autoridades estatales, ante la negativa que han mostrado de negociar una cláusula del contrato con APM que habla del manejo exclusivo de contenedores en la futura terminal.

Como condición para levantar la huelga que lleva ya diez días, solicita que el gobierno de Luis Guillermo Solís "le garantice a Japdeva mediante el mecanismo legal que el estado le permita, que podrá atender todo tipo de barcos o de cargas en los puertos públicos nacionales, aún después de que eventualmente entre en operación la nueva terminal de contenedores".

Para ello incluso le sugieren al Ejecutivo acatar lo dispuesto, entre otras normas jurídicas, por el Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Costa Rica y Estados Unidos en materia de "principios de comptencia". El Tratado, aprobado en el 2007, tuvo una férrea oposición por parte del sector sindical del país.

En el documento también exigen garantía de que "con fundamento en el articulo número uno de la Ley Orgánica de Japdeva, como Autoridad Portuaria sea la encargada de coordinar y brindar los servicios de atraque y desatraque, pilotaje y remolcadores de todos los barcos que ingresen a las terminales portuarias en el Caribe Costarricense".

Finalmente, los sindicalistas aclaran que su protesta obedece a que Japdeva debe contar con igualdad de condiciones. "No nos oponemos a que venga a invertir la APM Terminals a Limón o que vengan las empresas que quieran a desarrollar la provincia en un verdadero libre mercado donde los usuarios tengan libertad de poder elegir por donde importan o exportan los productos".

En la carta, además señalan efectuar la mesa de diálogo en un punto neutral entre Guápiles y Limón centro.

En el 2010, la firma holandesa APM Terminals se adjudicó el plan para la terminal de contenedores, valorado en $1.000 millones, con la premisa de que entraría en operación en el 2016. Sin embargo, inumerables trabas han retrasado el inicio de esta operación.

Etiquetado como: