En total los tráficos confeccionaron 7.015 boletas

Por: Patricia Recio 29 marzo, 2016
Los tráficos no pueden hacer un parte si el chofer del vehículo no está identificado.
Los tráficos no pueden hacer un parte si el chofer del vehículo no está identificado.

72 conductores recibieron una multa de ¢209.200 cada uno por transportar niños sin los dispositivos de seguridad correspondientes durante esta Semana Santa.

Desde el 2014, rige un reglamento que complementa la Ley de Tránsito en el cuál se especifican cuáles son los dispositivos adecuados según la edad y estatura del niño. Sin embargo, según informó el director de Tránsito, Mario Calderón, muchos conductores siguen poniendo en riesgo la vida de los más pequeños.

Según el detalle del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) también se detectaron 140 choferes que circulaban sin su cinturón de seguridad y 75 por permitir que sus acompañantes no portaran ese dispositivo. La sanción en este caso es de ¢104.600.

Asimismo, otros 14 conductores fueron sancionados por hablar por celular mientras manejaban.

También se multaron 81 motociclistas por no llevar casco y a otros 64 por permitir que el acompañante en la moto no lo tuviera puesto.

En total, los tráficos que participaron en los operativos durante los días santos confeccionaron 7.015 boletas, decomisaron 205 vehículos y retuvieron 951 pares de placas.

Calderón, destacó que 54 conductores terminaron la semana en el Ministerio Público, pues fueron pasados a los tribunales por conducir bajo los efectos del alcohol. También se remitió a un chofer que manejaba a más de 150 kilómetros por hora.

Otras 19 personas que conducían en estado de pre-ebriedad recibieron una multa de ¢309.500.

El exceso de velocidad también fue objeto de los operativos que dieron como resultado a 158 conductores multados por sobrepasar en más de 40 kilómetros el límite máximo de velocidad permitido, es decir en una zona de 70 km/h viajaban a 110 km/h.

Este año la cifra de muertos en accidentes de tránsito durante Semana Santa fue de seis personas, mientras que en el 2015, ocho personas perdieron la vida.