Por: Daniela Cerdas E., Sofía Chinchilla C. 1 febrero
Uber empezó a operar en Costa Rica a mediados de 2015; desde entonces, la marea roja se ha manifestado numerosas veces en contra del servicio.
Uber empezó a operar en Costa Rica a mediados de 2015; desde entonces, la marea roja se ha manifestado numerosas veces en contra del servicio.

Los taxistas protestarán este jueves frente a todos los tribunales del país para exigir que la Sala IV resuelva una acción de inconstitucionalidad que podría decidir si Uber puede o no operar en el país.

Dicho gremio quiere que la Sala Constitucional se pronuncie sobre una gestión interpuesta, en el 2015, por los diputados libertarios Otto Guevara y Natalia Díaz contra la ley que regula los servicios especiales de Taxi (Seetaxi).

El alto tribunal acogió para estudio la acción, en febrero del 2016, y congeló el cobro de multas contra el transporte ilegal de personas mientras resuelve.

Sin embargo, tanto la elaboración de partes, como la apertura de expedientes a las personas que brinden un servicio de transporte privado, siguen en pie.

Rubén Vargas, secretario general de la Unión de Taxistas Costarricenses, comentó el miércoles que ellos saben que los magistrados ya tienen un borrador del fallo y, por ello, exigen que se pronuncien lo más rápido posible.

"Queremos que se apuren, que salga a favor o en contra, pero que salga. Va a ser una manifestación pacífica, no vamos a estorbar al tránsito. A las 9 a. m. comenzaremos la protesta, será un par de horas que estaremos allí", explicó Vargas.

La acción planteada por Guevara y Díaz busca eliminar las normas que regulan a los taxis formales y a los servicios especiales de taxi para dejar por la libre ese servicio de transporte público.

Grupo aprovecha oportunidad. Mientras los dirigentes de los taxistas llaman a protestar, sus colegas afiliados a la aplicación para celulares Taxis de Costa Rica ofrecerán viajes a ¢1.000.

"Si bien es cierto que nos urge una resolución de la Sala IV respecto a la actividad de transporte de Uber, consideramos que los ciudadanos en general no deben sufrir el caos vial que estas acciones ocasionan", informó la empresa en un comunicado de prensa.

El precio de ¢1.000 aplicará para los viajes en Alajuela, Cartago, Heredia y San José que se soliciten desde el app, y que cubran una distancia menor a los 3 k.m.

Cada taxista afiliado podrá aplicar la promoción en un máximo de tres viajes. Hasta el miércoles había registrados 280 conductores, pero la empresa esperaba que el número aumentara para este viernes, según informó Alexis Retana, gerente de la empresa. Taxis de Costa Rica asumirá el resto del monto que marque el taxímetro (otros ¢1.000 aproximadamente).

"Si esto nos da resultado, es la primera de muchas promociones que vamos a hacer para recuperar la confianza y el cariño de los usuarios", dijo Retana.

El 20 de octubre del 2016, los taxistas también marcharon para pedir la agilización de la decisión sobre Uber.

Etiquetado como: