Una familia de consumo promedio pagará ¢990 más y no los ¢1.230 previstos

 21 junio, 2014

Los abonados del AyA y la Empresa de Servicios Públicos de Heredia (ESPH) resentirán, a partir del próximo mes y hasta diciembre, un alza en precio del servicio.

La buena noticia es que el aumento en las tarifas será menor al que se proyectó debido a la devolución del canon de aguas (lo que se paga por regulación).

Todas las tarifas de agua varían según el nivel de consumo y de eso dependen los aumentos programados. De los clientes residenciales, el ajuste más significativo será para aquellos que consuman más de 60 metros cúbicos (m³) al mes.

Una familia que gasta un promedio mensual de 15 m³ paga hoy ¢9.030, pero a partir del 1.° de julio deberá desembolsar ¢990 adicionales (¢10.020). De aplicarse el alza que se había proyectado en el 2012, la tarifa habría quedado en ¢10.260.

Según la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep), estos ajustes rigen hasta diciembre. A partir de enero del 2015, retornarán las tarifas actuales.

Esos fueron los términos del aumento que le fue aprobado al Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) en el 2012, de 25% para acueducto y de 77% para alcantarillado. Los ajustes se concretarían en tres partes.

Cuanta más agua se consuma, más se “castiga” a los usuarios. Es por eso que si los hogares usan menos de 15 m³ al mes, cada m³ –que cuesta ¢330– pasará a ¢396. Si gastan más de 60 m³, el m³ saldrá en ¢1.898, en vez de los ¢1.582 actuales.

Cuanto más mesurado sea el gasto de agua en los hogares, menos afectados se verán. Acá, el joven Luis Guillermo Valerín participa en una campaña de lavado de manos en el Liceo de San Joaquín de Flores. | JORGE CASTILLO
Cuanto más mesurado sea el gasto de agua en los hogares, menos afectados se verán. Acá, el joven Luis Guillermo Valerín participa en una campaña de lavado de manos en el Liceo de San Joaquín de Flores. | JORGE CASTILLO

Por su parte, los clientes de la ESPH que consuman más de 60 m³ obtendrán una rebaja del 2% en sus recibos, la cual se mantendrá hasta setiembre. A partir del 1°. de octubre, regirán nuevamente los precios que pagan hoy.

Los hogares que carecen de hidrómetro pagan una tarifa fija de ¢10.238 por acueducto, monto que, a partir de julio, será de ¢12.286.