Superintendencia afirmó que el operador debe darle la opción al cliente de aceptar o no los cambios

Por: Daniela Cerdas E. 2 abril, 2014
La usuaria Gabriela Solano Monge fue incluida en la lista de personas que consumen más de 6 GB en la modalidad de Internet pospago. Luego de recibir un mensaje, solicitó una explicación al ICE. | MAYELA SOLANO
La usuaria Gabriela Solano Monge fue incluida en la lista de personas que consumen más de 6 GB en la modalidad de Internet pospago. Luego de recibir un mensaje, solicitó una explicación al ICE. | MAYELA SOLANO

Los operadores telefónicos puede modificar los contratos para especificar límites a quienes excedan la descarga mensual de gigabytes (GB) y podrá disminuirles la velocidad de descarga como una forma de castigo.

Así lo informó Eduardo Castellón, vocero de la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel), luego de que el martes el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) confirmara que quienes excedan la descarga mensual de seis gigabytes (GB) se les bajará la velocidad a 128 kilobits por segundo (kbps).

"El ICE debe comunicar a los clientes la modificación del contrato con un mes de antelación. Actualmente el contrato del ICE no especifica a los usuarios que no deben excederse de seis gigabytes (GB)", explicó Castellón.

Además, según Castellón, el operador debe darle la opción al cliente de aceptar o no los cambios. En caso de que no los acepte, el cliente puede finiquitar el contrato con la operadora pagando las facturas pendientes y saldando la deuda de los teléfonos subsidiados, en caso de que los tengan.

"Cuando el operador decida sancionar al cliente por exceder la media, debe demostrar con pruebas técnicas por qué consideran que es abusivo. Los usuarios deben de saber que esto es una cuestión de espectro, que es un recurso limitado", explicó Castellón quien añadió que aún el ICE no ha aplicado la medida a ningún cliente, solo se ha limitado a mandar un advertencia a los usuarios para "hacer uso racional del servicio y así no afectar la calidad de otros clientes".

El funcionario aclaró que cada operador puede establecer el límite de descarga dependiendo del consumo promedio de sus clientes.

Sin embargo, Cinthya Zapata, directora de la Oficina del Consumidor considera que las alteraciones en las condiciones del contrato, "de buenas a primeras no está bien".

"El operador debe informar al cliente, sino sería un alteración grosera del contrato de los servicios de telefonía y no lo pueden hacer", explicó Zapata.

A media mañana de ayer miércoles, este diario intentó averiguar cuándo aplicará el ICE la medida consultando a Jaime Palermo, su gerente de Servicio al Cliente. Por medio de su asistente, el funcionario solicitó tramitar las consultas con Elberth Durán, vocero de la institución.

Durán telefónicamente respondió que la medida se aplicaría en abril, pero no estaba seguro, que enviara las preguntas por correo para tramitarlas.

Matías Señorán, vocero de Movistar, dijo que recientemente la compañía introdujo en su contrato un límite de descarga de 5 gigabytes. Si exceden ese límite se les baja la velocidad al finalizar el mes.

Se intentó consultar a los representantes de Claro pero no contestaron varias llamadas por la tarde.

Etiquetado como: