Ayuntamiento pedirá medida cuando la ley sea publicada

Por: Daniela Cerdas E. 1 agosto, 2014
Luis Guillermo Solís visitó ayer el mercado de artesanías de la calle 13 bis, en San José, en compañía del exdiputado José Manuel Echandi. | ALBERT MARÍN
Luis Guillermo Solís visitó ayer el mercado de artesanías de la calle 13 bis, en San José, en compañía del exdiputado José Manuel Echandi. | ALBERT MARÍN

La Municipalidad de San José pedirá el desalojo de los artesanos de la calle 13 bis, en el centro de la ciudad, pese a que Luis Guillermo Solís revivió el proyecto de ley que les otorga el dominio de esa vía al levantar un veto del expresidente Óscar Arias (2006-2010).

Rafael Arias, asistente de alcaldía de San José, dijo que si alguna institución, ya sea el Ministerio de Seguridad o el de Salud, no cumplen con realizar el desalojo "demandarán penalmente a quien tengan que demandar por no cumplir la ley. Aunque fuere a la ministra de Salud".

Arias explicó que estás acciones se efectuarán cuando se publique la ley. También presentarán un recurso de amparo y una acción de inconstitucionalidad, ya que consideran que la medida de Luis Guillermo Solís se dio cinco años después de que el presidente Óscar Arias vetara el ley. Según el funcionario del municipio, levantar un veto después de cuatro años es inconstitucional.

Además, la Municipalidad alegará que lo que la ley pretendía era un mercado para los artesanos y ese mercado ya se construyó, a 300 metros de donde está el actual, con las especificaiones dadas por los artesanos al municipio.

"No se vale que la Municipalidad haya gastado más ¢1.800 en un edificio para el mercado y que ahora pretendan quedarse en la calle", añadió.

El presidente Solís señaló ayer que tomó la medida de levantar el veto porque la ubicación del mercado, junto a la Plaza de la Democracia, es insustituible ya que es un punto estratégico para los turistas que visitan la zona y es sustento de cerca de de 200 familias.

Esta ley fue presentada a la Asamblea Legislativa por el exdiputado José Manuel Echandi y aprobada en el 2009, sin embargo; en ese momento, Óscar Arias la vetó argumentando que era inconveniente y contraria a los principios de reserva de ley y de seguridad jurídica.