Fondos provienen del Sinac y son para construir nueva planta, en cinco años

Por: Mario Guevara 8 mayo, 2013

Aguirre, Puntarenas. El Sistema de Áreas de Conservación (Sinac), del Minae, tiene ¢250 millones para frenar la contaminación con aguas negras en la llamada “zona americana” de Quepos.

Por lo menos así lo asegura José Ramón Calderón, director a.í. del Área de Conservación del Pacífico Central (Acopac), quien dijo que, a mediados del año pasado, se presupuestaron esos fondos para el diseño y construcción de plantas de tratamiento.

Al mismo tiempo, Calderón se refirió al establecimiento de alianzas estratégicas con la Municipalidad de Aguirre, el Ministerio de Seguridad Pública y el Ministerio de Cultura, para hacer un plan de mejoras en este sitio histórico y natural.

La Administración de la “zona americana” –ubicada cerca del muelle construido por la United Fruit Co. en los años treinta del siglo pasado–, está en manos del Minae desde el 2011.

Sin embargo, la institución ha afrontado limitaciones financieras para operar el sitio de manera adecuada.

Recientemente, un informe del Ministerio de Salud reveló la alta contaminación fecal producto de la salida de aguas de esa zona hacia la playa y el mar de Quepos.

Las acciones más inmediatas, dijo Calderón, incluyen la limpieza de los tanques, para lo cual se asignó un presupuesto de ¢50 millones. Se calcula que la construcción de las plantas de tratamiento podría demorar unos cinco años más.

El Minae espera tener resuelto la limpieza de los tanques en los próximos tres meses, como una salida temporal, mientras se construye la planta.