Por: Irene Vizcaíno 20 noviembre, 2016

La Nación consultó a sus lectores sobre los cambios en hábitos y otras modificaciones de estilo de vida que han hecho debido al congestionamiento vehicular.

Desde el miércoles 16 de noviembre hasta las 3 p. m. del viernes 18, un total de 1.190 personas respondió las preguntas hechas en nacion.com y por medio de redes sociales.

De quienes contestaron, más de la mitad (55%) viaja a su lugar de trabajo o estudio en carro, pero independientemente de cómo se movilizan, muchos aseguran que ahora deben ponerse en pie más temprano.

“Me levantaba a las 3:50 a. m. para salir a las 4:40 a. m. de mi casa y tomar el bus de 4:45 a. m. Tras recorrer 45 km (Naranjo-San José), llegaba antes de las 7 a. m. al trabajo. Por eso, decidí comprar un apartamento a 3 km de mi lugar de trabajo”, relató un joven.

La medida, aunque extrema, no es extraña: es una consideración que ha hecho el 42,2% de los que respondieron. Asimismo, poco más de la tercera parte piensa en cambiarse de trabajo.

Etiquetado como: