Por: Amy Ross 17 abril, 2013

LeonardoGarnier

Ministro de Educación Pública

¿Cuál es el logro más importante de esta convención?

Lo principal es que, luego de ocho meses de una negociación difícil, se lograron acuerdos que dejan satisfecho al SEC y nos satisfacen a nosotros. Mezcla algunos elementos de reivindicaciones laborales con elementos de fortalecimiento de la educación que nos interesaba a nosotros.

¿Cuáles son las implicaciones presupuestarias?

Fuimos muy cuidadosos para que fueran cosas que pudiéramos manejar. Por ejemplo, aumentar en 600 los puestos de cocineras en tres años es algo completamente factible.

”Son cosas que el Ministerio siempre debería hacer. Esto las hace obligatorias, pero son cosas que sí se pueden manejar en el plazo de tres años, que es lo que nos planteamos”.

¿Cómo se justifica esta convención en un momento fiscal tan difícil?

No estamos haciendo una negociación salarial. Las plazas son indispensables y hay una norma constitucional que dice que el presupuesto tiene que llegar al 8% del PIB y estamos en un 7%. Son cosas que el sistema educativo necesita.

¿Cuáles puntos importantes quedaron por fuera?

En la versión original del SEC-Sitracome había muchas temas que no podíamos negociar porque implicaban erogaciones presupuestarias que no eran del MEP como cambios en las reglas de seguridad social, los bonos, etc. Sin embargo, nos logramos poner de acuerdo con los congresos.