Unos 200 trabajadores levantaron estructuras durante cinco años

Por: Irela Fornaguera 19 marzo, 2015
Trabajadores del ICE colocan la emulsión antes de la voladura, durante la excavación de una galería del proyecto Reventazón.
Trabajadores del ICE colocan la emulsión antes de la voladura, durante la excavación de una galería del proyecto Reventazón.

Con la ejecución de 18 obras subterráneas en el proyecto hidroeléctrico Reventazón, en Siquirres, el ICE rompió un récord en la cantidad de excavaciones realizadas -en un mismo proyecto- debajo de la superficie.

Fueron alrededor de 200 trabajadores del Instituto quienes, luego de cinco años de trabajo, culminaron con la excavación de 8.550 metros de obra subterránea.

Alexánder Solís, director del Negocio de Ingeniería y Construcción del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), detalló que la cantidad excavada equivale a 72.000 viajes de vagoneta convencional.

El proyecto Reventazón registra un avance del 86%. Una vez que entre a operar, en el verano del 2016, suministrará electricidad a 525.000 hogares y se convertirá en la construcción más grande de Centroamérica, después de las obras de ampliación del Canal de Panamá.

Durante la excavación del túnel principal del proyecto Reventazón, el ICE removió 269.000 metros cúbicos de material.
Durante la excavación del túnel principal del proyecto Reventazón, el ICE removió 269.000 metros cúbicos de material.

“La red de túneles del proyecto Reventazón refleja la capacidad que tiene el ICE para la ejecución de proyectos de gran envergadura. Tanto para la institución como para el país es un hito por los diámetros, la extensión total, la implementación de tecnología de punta y los rendimientos obtenidos”, manifestó Solís.

De acuerdo con la entidad, los dos túneles principales del proyecto (de 630 metros y 730 metros) y son los más grandes del país, y fueron construidos para dar paso controlado a las aguas del río Reventazón incluso en el peor escenario de avenidas (que podrían ser provocadas por lluvias intensas y efectos de huracán en las partes altas de la cuenca).

En sus 65 años, el ICE ha acumulado, solo en túneles de conducción, más de 100 kilómetros de excavación.