Por: Mercedes Agüero 5 julio, 2012

San José (Redacción). Los trabajadores del sector público recibirán un aumento salarial del 2,66% para este semestre.

Además, aquellos empleados que tengan un salario superior a ¢268.000 disfrutarán de un 1% adicional, porque a ellos no se les reconoció el ajuste por inflación en el semestre anterior, ya que solo tuvieron un incremento de ¢5.000 a su salario base.

El acuerdo suscrito esta tarde no contó con el aval de la Asociación de Profesores de Segunda Enseñanza (APSE) ni de la Central General de Trabajadores (CGT), cuyos dirigentes se levantaron de la mesa de negociación.

Beatriz Ferreto, presidenta de APSE, dijo que el alza aprobada discrimina a los sectores que tienen salarios más bajos, como por ejemplo conserjes, guardas de seguridad y otro personal de servicio.

APSE planteó que el Gobierno concediera un 3,66% de aumento a todo el sector público.