Documento pide a jerarcas de instituciones autónomas denunciar las convenciones colectivas que incluyan estas actividades

Por: Juan Fernando Lara 4 noviembre, 2015
El 11 de setiembre entró en vigencia el decreto que firmó el presidente Luis Guillermo Solís para regular la implementación de la FIV en Costa Rica.
El 11 de setiembre entró en vigencia el decreto que firmó el presidente Luis Guillermo Solís para regular la implementación de la FIV en Costa Rica.

En medio de una creciente indignación pública por el uso de fondos publicos en actividades recreativas, esta mañana el presidente Luis Guillermo Solís emitió una directriz que prohíbe el uso de recursos públicos con estos fines en instituciones del Estado.

La directriz 034-P ordena a entidades de la administración central, sin excepción, no usar fondos públicos para sufragar actividades festivas, y se instruyó a las entidades de la administración descentralizada para que apliquen una limitación similar.

Con vigencia desde hoy, la directriz también advierte de que en las instituciones donde exista convención colectiva que imponga a la administración la obligación de pagar este tipo de actividades, se instruye a los jerarcas para que denuncien la respectiva cláusula y empleen medios legales disponibles para su anulación.

La noticia para empleados y proveedores de servicios de alimentación y animación de eventos llega un día después de conocerse que la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) tenía intenciones de realizar este año una fiesta valorado en casi ¢7 millones para 300 asistentes costeada con tarifas a los combustibles.

El anuncio se dio luego de que la presidencia ejecutiva del Instituto Nacional de Aprendizaje (INA) suspendió la fiesta de los empleados, denominada "almuerzo fraterno", luego de la denuncia pública del diputado Mario Redondo, según la cual habría una licitación millonaria para juegos mecánicos con recursos públicos.