Por: Alejandro Méndez Leiva 24 octubre, 2015

Con la ínfima reducción que regirá en noviembre, los precios de la gasolina se convertirán en los más bajos de los últimos seis años.

Se trata de una disminución de ¢1 para la gasolina súper, con la cual el litro llegará a ¢561. Entre tanto, el diésel bajará ¢7 y dejará el litro en ¢450. El precio de la gasolina regular se mantendrá en ¢538.

Estos costos regirán luego de su publicación en el diario oficial La Gaceta.

“De esta manera, los precios de las gasolinas son 25% más bajos que los que se registraron en el mismo mes del 2014. Y en el caso del diésel, la diferencia es de 29%”, dijo en un comunicado Juan Manuel Quesada, intendente de Energía de la Aresep.

El caso contrario se dio en julio del 2014, cuando el litro de la gasolina súper alcanzó un precio récord de ¢810 por litro. Por primera vez, superó la barrera de los ¢800.

Según explicó la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep), las ocho rebajas que se han dado consecutivamente este año tienen relación directa con los precios de los carburantes en el mercado internacional y con la metodología que se utiliza.

La semana pasada, la Aresep anunció una modificación en la fórmula de cálculo de los precios de los combustibles.

Uno de los cambios más importantes es que se utilizará el precio que efectivamente la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) paga por cada uno de los carburantes y no los precios en el mercado.

En noviembre anterior, el precio de la gasolina súper era de ¢755; el de la regular, ¢717, y el diésel, ¢634.