Edwin Jiménez, navegación aérea de aviación civil

 20 noviembre, 2012

¿En qué se diferencia este nuevo sistema al anterior?

La navegación es mucho más precisa; el nuevo equipo define las coordenadas y la ruta de vuelo del avión mediante satélites; con ello, de forma paulatina, se van desplazando los instrumentos en tierra, que están sujetos a orografía.

¿Qué beneficios les aporta a las aerolíneas este tipo de control vía satélite?

Esta tecnología va a significar un ahorro importante en el combustible de los aviones, menor huella ambiental y mayor seguridad, con la posibilidad de aumentar también el tránsito aéreo, dado que mientras un avión está en despegue en una pista; el otro puede estar aterrizando en la otra.

¿Cuál será el impacto para las municipalidades?

Representará un mejor uso del suelo, ya que terrenos en los que antes no se les permitía construir, ahora contarán con el aval de Aviación Civil, sin que eso represente un riesgo de accidentes en la zona y, siempre y cuando, la altura y las condiciones del terreno así lo permitan.

¿Se adoptará en todas las terminales del país?

Esta tecnología irá a todos los aeropuertos del país, y a partir del 13 de diciembre empezaremos a ejecutar el sistema PBN, que irá sustituyendo los instrumentos actuales, poco a poco.