Ente pretende establecer si hay o no falta administrativa contra el ordenamiento jurídico

Por: Juan Fernando Lara 9 mayo
Según Uber, 270.000 mujeres usan sus servicios en el país.
Según Uber, 270.000 mujeres usan sus servicios en el país.

San José.

La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) abrió una investigación para determinar la posible responsabilidad de empresas de aplicaciones móviles para ofrecer transporte que operen sin permiso formal, como el caso de la transnacional Uber.

Esa plataforma empezó operaciones en Costa Rica en agosto del 2015. Desde entonces, ha sido objeto de protestas por parte de organizaciones formales de taxis, quienes alegan que la empresa hace competencia desleal pues sus colaboradores no pagan las mismas cargas sociales, ni cumplen los mismos requisitos de operación.

La Dirección General de Atención al Usuario conduce la investigación con el fin de determinar si empresas que usan plataformas tecnológicas (aplicaciones móviles) tienen responsabilidades más allá de las que ya recaen sobre conductores y vehículos que brindan el servicio de transporte sin una concesión o permiso del Consejo de Transporte Público.

Marta Monge, directora de Atención al Usuario explicó que pretenden establecer si hay o no responsabilidad administrativa contra el ordenamiento jurídico por parte de Uber y cualquier otra firma que opere bajo la misma modalidad.

La investigación se inició la semana anterior y por ahora consiste en la revisión de documentos de "diversa naturaleza" sin detallar qué tipo de fuentes de información se utilizan.

Según la funcionaria, la meta es construir un esquema e identificar de forma exacta cómo podría Uber estar incurriendo o no en una falta administrativa.

"No tenemos un plazo establecido para finalizar, lo que primero buscamos es obtener cierto grado de presunción de si hay o no una falta", comentó.

El informe final se remitirá al regulador general, Roberto Jiménez Gómez, junto con una recomendación. Será él quien decidirá si se abre o no un procedimiento administrativo contra Uber o empresas con una dinámica similar.

Según el artículo 44 de la Ley de la Aresep (Ley #7593), el ente regulador tiene la potestad legal, mediante resolución administrativa, de cerrar cualquier empresa que brinde servicios públicos, sin contar con la autorización respectiva, sea concesión o permiso.

Igualmente, podrá remover cualquier equipo o instrumento que permita el uso abusivo e ilegal de los servicios regulados.

Seis choferes

Para atender la prestación no autorizada del servicio de taxi, la Aresep mantiene una alianza con la Policía de Tránsito que le refiere los casos detectados en las vías públicas.

Hasta el momento, Aresep ha conocido seis casos de conductores de Uber, cuyos expedientes fueron incorporados a la investigación preliminar.

"En este momento estamos tratando de armar un escenario y veremos luego qué línea de investigación seguiremos", comentó.

La información se da a conocer al tiempo que Uber anuncia el comienzo de operaciones en El Salvador. En el comunicado, la empresa afirma que ya cuenta con 16.000 socios colaboradores (choferes) en Costa Rica.