Por: Mercedes Agüero, Vanessa Loaiza N. 20 abril, 2013

La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) guardó ayer silencio sobre la decisión de excluir las críticas al contrato San José– San Ramón, contenidas en un análisis institucional.

Las observaciones hechas por un grupo de seis técnicos no constan en el documento final .

“La posición oficial es la misma de ayer (jueves): el primer informe es un borrador, el oficial y legítimo es el que consta en el expediente”, respondió la vocera de prensa de la Aresep, María Angélica Carvajal, ante una solicitud de entrevista de La Nación .

Agregó que en ese documento oficial se hace la advertencia clara de que “en el caso sometido a estudio, el Consejo Nacional de Concesiones no ha seguido el procedimiento establecido para solicitar la aprobación correspondiente de la estructura tarifaria, lo que nos impide pronunciarnos sobre el fondo de este asunto...”.

Concesiones pidió a la Aresep revisar los cambios en la estructura tarifaria del contrato. Esa entidad se declaró incompetente para opinar en esta etapa.

Por su lado, el exregulador general, Leonel Fonseca, opinó que la Aresep sí tiene potestades para pronunciarse sobre ese asunto.

Según dijo, es difícil de creer que sea un borrador, cuando la tecnología permite editar sobre la marcha. “El borrador usted lo hacía cuando era con un ‘Bic’ o una Olympia: un borradorcito y lo volvía a revisar o lo revisaba el jefe, pero ahora no, electrónicamente usted hace el texto y hasta las faltas de ortografía se las corrige la computadora”, comentó.