El año pasado plantas tuvieron que cerrar por incumplimientos

Por: Hugo Solano 20 enero, 2014

La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) detectó una mejora en las plantas envasadoras de gas en la evaluación de año pasado, en relación con la del 2012.

El promedio de calificación fue de 82%, mientras que en el 2012 era de 65%. Los principales puntos evaluados fueron el diseño, construcción y operación de las plantas así como los procesos de almacenamiento y envasado de ese derivado del petróleo.

Juan Manuel Quesada, intendente de energía, afirmó en un comunicado de prensa que en poco tiempo se nota una importante mejoría en la prestación del servicio, lo cual minimiza los riesgos de accidente.

La directora sectorial de Energía del Minae, Gloria Villa, inspeccionó ayer en Cartago los cilindros que Gas Tomza devolvió a la envasadora Gas Zeta. | RAFAEL PACHECO
La directora sectorial de Energía del Minae, Gloria Villa, inspeccionó ayer en Cartago los cilindros que Gas Tomza devolvió a la envasadora Gas Zeta. | RAFAEL PACHECO

Entre las oportunidades de mejora que deben trabajar las empresas destacó las áreas de almacenamiento de sustancias peligrosas y el estado de los sistemas eléctricos.

La Aresep inició con estas investigaciones en el 2012 y desde entonces obligó al cierre de siete plantas de la empresa Zeta ubicadas en Ciudad Neily, Pérez Zeledón, Caldera, Bagaces, Florencia de San Carlos, Santa Cruz y Guápiles. Esta última reabrió la semana pasada luego de que el Ministerio de Ambiente y Energía (Minae) constató mejoras.

En contraposición al cierre de siete de sus plantas, la empresa Gas Nacional Zeta obtuvo las mejores calificaciones del año pasado en sus plantas de Alajuela y Cartago con calificaciones de 92 y 90, respectivamente. Le siguen Súper Gas con calificación de 85 y Tomza Cartago con 82.

De las siete envasadoras, Solgás de Guácimo fue la que tuvo la nota más baja con 69.

La intendencia de Energía continuará con evaluaciones sorpresa a las plantas y, con el fin de mejorar el servicio inició un programa para verificar la calidad y cantidad del gas, así como el estado de los cilindros.

En estas labores cuenta con el apoyo del Cuerpo de Bomberos y la escuela de Ingeniería Química de la Universidad de Costa Rica.

Etiquetado como: