Por: Daniela Cerdas E. 19 julio, 2014

La Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) recibió su segunda reprimenda de la semana por parte de la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep), esta vez por la calidad del asfalto.

Un comunicado del ente regulador enviado este viernes señaló que inspecciones en los planteles de Recope y pruebas de laboratorio revelaron un incumplimiento en las normas de calidad que podría afectar las condiciones en las vías.

Según la Aresep, la viscosidad del producto que comercializa la Refinadora no debería superar los 3.600 poises. Poises es el nombre de la medida de viscosidad.

Sin embargo, muestras tomadas el 14 de julio pasado dieron un resultado de 3.714 poises.

Al ser el asfalto más viscoso de lo establecido, es más rígido, luego de su aplicación tiende a ser más susceptible a fisuras y con menor vida útil, explicó la Reguladora.

“El procedimiento normal establece que solamente deben hacerse dos veces (la prueba); sin embargo, por los resultados que arrojó la primera, se realizaron siete pruebas adicionales para confirmar los resultados. Todas las muestras arrojaron resultados fuera de norma”, añadió la Aresep.

Como reacción, Recope aseguró que ya sacó del mercado el lote de asfalto que presenta el incumplimiento. Al mismo tiempo, garantizó el suministro del producto.

Además, indicó que tomó “medidas de aseguramiento de calidad para disminuir la probabilidad de que se vuelvan a presentar este tipo de situaciones”.

Esta misma semana, la Aresep llamó la atención de Recope por la falta de olor en el gas de cocina que distribuye, lo que permite detectar fugas; sin embargo la Refinadora aseguró que el odorizante del gas sí cumple la normativa.

Etiquetado como: