Chorreras es una de 30 localidades beneficiadas por proyecto del ICE

 3 septiembre, 2012
 Gregorio Jirón y Mario Cambronero estrenaron los teléfonos públicos de Chorreras. | CARLOS HERNÁNDEZ
Gregorio Jirón y Mario Cambronero estrenaron los teléfonos públicos de Chorreras. | CARLOS HERNÁNDEZ

San Carlos Los habitantes de Chorreras de San Carlos, poblado limítrofe que colinda con el río San Juan, dejaron de depender, la semana pasada, de la telefonía móvil nicaraguense para hacer llamadas en su propio país.

El miércoles anterior, el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) instaló dos teléfonos públicos de tarjeta frente a la escuela de la comunidad, que además fue dotada de Internet.

El Instituto, además, habilitó ocho líneas de telefonía residencial para aquellos vecinos que soliciten el servicio convencional en sus viviendas.

Estas mejoras forman parte de un proyecto del ICE que pretende impulsar la telefonía pública y el acceso a Internet en los centros educativos en las comunidades fronterizas.

Según Gerardo Rivera, del Departamento de Telefonía del ICE, el plan beneficia a unas 30 comunidades como Tiricias y Crucitas de San Carlos, y Fátima y Delta Costa Rica de Sarapiquí.

“Lo que está haciendo el ICE tiene para nosotros un especial significado, pues en el pasado en esta zona murió gente por falta de atención médica oportuna, debido a la falta de un teléfono ”, aseguró Mario Cambronero, de la Junta de Educación de Chorreras.

La llegada del servicio de Internet generó grandes expectativas entre los escolares de la zona.

María Leticia Rodríguez, alumna de sexto grado en Chorreras, dijo no saber nada sobre cómo operar una computadora, pero aseguró que tiene muchas ganas de aprender.