Trabajadores pretenden frenar aumento en cuota obrera para pensiones que entrará a regir el 1.° de julio

Por: Ángela Ávalos 28 junio
Trabajadores del sindicato de la CCSS empujaron una figura de dos adultos mayores cargando con el
Trabajadores del sindicato de la CCSS empujaron una figura de dos adultos mayores cargando con el "modelo neoliberal", al cual culpan por los planes para reforzar el sistema de pensiones del IVM.

Los sindicatos mantienen para este jueves la protesta contra el aumento en la cuota obrera de pensiones, pese a una reunión que hubo esta mañana con el presidente Luis Guillermo Solís.

La confirmación proviene de la Unión Nacional de Empleados de la Caja (Undeca), que forma parte de los sindicatos que impulsan la protesta.

El vocero de prensa de Undeca, Martín Rodríguez, confirmó que durante la reunión –sostenida, además, con los representantes del Estado en la mesa de diálogo sobre pensiones–, Solís intentó persuadirlos de no lanzarse a las calles y paralizar los servicios de salud.

"Para nosotros, no hubo disposición de Presidencia para cambiar la posición en Junta Directiva (de la CCSS)", dijo Rodríguez en referencia a la votación de siete contra dos que dejó en firme el acuerdo para elevar en un punto porcentual la cuota obrera para el régimen de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM).

Ese incremento entrará a regir en dos partes. La primera, de 0,5 puntos porcentuales, a partir del 1.° de julio. La segunda –otros 0,5 puntos porcentuales–, entrarían a regir el 1.° de enero del 2018.

En la reunión participaron miembros del Bloque Unitario Sindical y Social Costarricense (Bussco) y de la Confederación de Trabajadores Rerum Novarum (CTRN).

Estos sindicatos habían solicitado el encuentro mucho antes de la salida de María del Rocío Sáenz de la presidencia ejecutiva de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), el 7 de junio pasado. La convocatoria de Presidencia les llegó el martes pasado.

La protesta sindical incluye una marcha, que se iniciará en La Merced, a las 9 a. m., con dirección a las oficinas centrales de la Caja, en avenida segunda.

Los servicios de salud como citas y cirugías programadas también podrían verse afectados con la ausencia de funcionarios que se sumen a ese movimiento.

Para este jueves también está prevista la sesión ordinaria de Junta Directiva de la Caja, y la sétima reunión de la mesa de diálogo de pensiones.