Unión Médica organizó foro esta mañana con representantes de la Caja y el Ministerio de Salud dirigido a personal sanitario

Por: Manuel Herrera 31 octubre, 2014

Representantes del gremio médico nacional solicitan a las autoridades de salud reforzar la capacitación y la infraestructura existente en los hospitales para atender un eventual caso de ébola.

Más de un centenar de profesionales se reunieron en el auditorio de la Unión Médica con voceros de la Caja Costarricense de Seguro Social y del Ministerio de Salud, a cargo de la organización del protocolo para la atención de eventuales casos de ébola y les plantearon la necesidad de reforzar el proceso de formación sobre esta enfermedad que es nueva en las Américas.

El presidente de la Unión Médica, Edwin Solano, reconoció que las autoridades de salud han realizado un gran esfuerzo por mejorar el nivel de información sobre los tratamientos disponibles para la enfermedad por virus de ébola, sin embargo, fue enfático en que se necesita más "capacitación, capacitación, capacitación y capacitación".

Solano y Marino Ramírez, presidente del Colegio de Médicos, coinciden en que el personal de Salud podría ser el principal afectado si llegara al país un caso de esta enfermedad.

Ramírez, destacó una de las principales recomendaciones que hizo una experta de OPS esta semana sobre la conveniencia de tener un protocolo único de tratamiento para ébola para todo el país y para todas las instituciones tanto públicas como privadas.

El Hospital de Alajuela fue designado por la Caja del Seguro para atender a eventuales enfermos de ébola. | ARCHIVO/JORGE ARCE
El Hospital de Alajuela fue designado por la Caja del Seguro para atender a eventuales enfermos de ébola. | ARCHIVO/JORGE ARCE

Daniel Salas de la dirección de Vigilancia de la Salud del Ministerio de Salud, confirmó que este protocolo estará completamente listo la próxima semana.

El país, se encuentra en este momento en una etapa de preparación y capacitación, luego de que el Ministerio de Salud declarara alerta por ébola desde el 8 de agosto pasado.

En América hasta ahora, solo en Estados Unidos se han presentado casos de la enfermedad por infección de personal de salud a cargo de atender pacientes.