Entre agosto y setiembre se registra un repunte en el número de afectados

Por: Ángela Ávalos 17 agosto, 2016

Alrededor de 20.000 personas más se han enfermado este año de diarrea en relación con el 2015.

Esa cantidad representa un incremento de un 12%, según reportó la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), que pide a la población no bajar la guardia con las medidas higiénicas preventivas en hogares, centros de trabajo y sitios públicos para reducir la presencia de brotes.

En los centros de salud públicos se han atendido 183.152 personas con diarreas agudas, de acuerdo con el último reporte epidemiológico de la CCSS.

Elenita Ramírez Salas, experta en enfermedades emergentes y reemergentes de la Sub Área Vigilancia Epidemiológica de la CCSS, dijo que la mayoría de casos provienen de la región Central Sur, que cubre áreas como Alajuelita, Aserrí, Puriscal, Turrubares y Turrialba.

También se han presentado más casos en la región Central Norte (que cubre comunidades entre las que están Alajuela, Atenas, Barva, Tibás y Sarapíquí) y en la Pacífico Central (provincia de Puntarenas).

El contagio del rotavirus también se previene con lavado de manos, pues su vía de transmisión es ano-mano-boca. Sonia Delgado enseñó a Jefry Espinoza, de 4 años, cómo lavarse bien. | ARCHIVO /GRACIELA SOLÍS
El contagio del rotavirus también se previene con lavado de manos, pues su vía de transmisión es ano-mano-boca. Sonia Delgado enseñó a Jefry Espinoza, de 4 años, cómo lavarse bien. | ARCHIVO /GRACIELA SOLÍS

Los principales afectados por diarreas son los menores de 5 años, y también las personas en edad productiva, entre 20 a 39 años.

La CCSS no informó de cuáles son los agentes circulantes. En mayo pasado, fueron detectados varios brotes de las bacterias Shigella flexneri, Shigella sonnei y Escherichia coli.

Ramírez recordó que mientras se esté en la estación lluviosa, existe el riesgo de que se dé un aumento de casos.

Por esta razón, la CCSS solicitó a todos los epidemiólogos regionales fortalecer la vigilancia activa de los enfermos que reporten los centros de salud.

El lavado de manos sigue siendo la medida preventiva básica contra las diarreas. Este tema, agregó Ramírez, se está reforzando en los programas de educación en manipulación de alimentos y tratamiento de agua de consumo humano.

También se debe evitar comer alimentos o consumir agua de dudosa calidad.

Etiquetado como: