Por: Luis Edo. Díaz 19 octubre, 2013

Las compras urgentes de medicinas cayeron estrepitosamente en la CCSS desde el año 2012.

Mientras en el 2010 y 2011 la entidad realizó 67 y 53 compras de ese tipo, respectivamente, para el 2012 sólo se hicieron 21. Y, al primer semestre de este año se contabilizaban apenas 10.

Las compras urgentes son los mecanismos que usa la Caja Costarricense de Seguro Socia (CCSS) para adquirir insumos médicos de forma expedita ante un desabastecimiento.

Se acude a ese procedimiento cuando quedan muy pocas existencias de un medicamento, algo que, en un sistema logístico ideal, no debería ocurrir.

El proceso es menos exigente que una licitación pública ordinaria; por eso puede terminar con precios más altos y la selección a dedo del proveedor.

De acuerdo con información de la Gerencia de Logística de la CCSS, mientras en el 2011 se gastaron ¢460 millones en procesos de compras urgentes, en lo que va de este año el monto decayó a unos ¢108 millones.