Caja invertirá ¢547 millones para sustituir aire acondicionado del Tony Facio

Por: Hugo Solano 17 marzo, 2015

Una falla de el sistema de aire acondicionado en el Hospital Tony Facio, Limón, obligó a las autoridades médicas locales, regionales y nacionales a cerrar las cinco salas de cirugía hasta el 2016.

Según un comunicado de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) la medida se adoptó por recomendación del servicio de mantenimiento del centro médico y la valoración realizada por expertos de la Dirección de Mantenimiento del nivel central, para subsanar ciertas debilidades que presentan los sistemas de aire acondicionado de las salas.

El doctor Guillermo Kivers, subdirector del centro médico, explicó que irregularidades en el sistema han generado inconsistencias en los niveles de temperatura y humedad que imposibilitan la realización de intervenciones quirúrgicas en condiciones óptimas y seguras para los pacientes.

Expertos en mantenimiento estiman un mínimo de 90 días de cierre de los quirófanos para la confección del cartel el nuevo contrato de mantenimiento y de hasta siete meses para culminar las labores de reparación de los sistemas de aire de las salas.

Para el 2016 se proyecta la renovación y cambio total de los sistemas de enfriamiento.

Pérez falleció a su llegada al Hospital Tony Facio. El caso quedó en investigación ya que el sospechoso está en fuga.
Pérez falleció a su llegada al Hospital Tony Facio. El caso quedó en investigación ya que el sospechoso está en fuga.

La CCSS tiene en proceso una renovación integral del sistema de aire acondicionado del hospital Tony Facio de Limón, cuyo costo será de ¢547 millones.

La arquitecta Gabriela Murillo Jenkins, gerente de Infraestructura y Tecnología de la CCSS, dijo que se trasladó a la región Caribe un equipo institucional con la finalidad de apoyarlos en esta emergencia. Paralelamente se está trabajando en el proyecto integral que permitirá sustituir al equipo actual, el cual se dañó ante la cumplir la vida útil.

Ese fenómeno, de acuerdo con los técnicos, posiblemente se produjo por la exposición al salitre, humedad y condiciones propias de la zona.

Plan de acción. Guillermo Kivers manifestó que en aras de garantizar la menor afectación posible en la prestación de los servicios, autoridades del centro médico acordaron suspender el programa de cirugías programadas.

Los pacientes hospitalizados que se encuentren a la espera de una cirugía, serán revalorados por los médicos especialistas, a fin de determinar si pueden ser operados en el momento en que, eventualmente, se logre habilitar una de las cinco salas cerradas o, en su defecto, gestionar su cirugía en otro centro hospitalario.

La tercera determinación consiste en realizar en el hospital Tony Facio, sólo las cirugías de emergencia que comprometan la vida del paciente y que ingresen, al centro médico, a través del servicio de urgencias.

Por tratarse de un centro de salud altamente materno-infantil, con pacientes que requieren la realización de cesáreas e intervenciones en gineco-obstetricia, las autoridades del hospital valoran la posibilidad de lograr una alianza con el Hospital de Las Mujeres y realizar dichas intervenciones en San José.

Otra de las opciones que se encuentra en análisis, es la de aprovechar un nuevo espacio para procedimientos que se encuentra en la clínica del Dolor, que se inauguró recientemente en el Tony FAcio, el cual ya fue revisado por especialistas en Anestesia y Cirugía con el propósito de poder evaluar si el área posee las condiciones óptimas para poder realizar cirugías de baja complejidad.

Utilizar las salas de operaciones del nuevo Centro de Atención Integral en Salud (Cáis) de Siquirres es otra opcón que se analiza.

El hospital de Guápiles podría realizar cirugías en horario vespertino (de 4 p. m. a 10 p. m.)

Etiquetado como: