Por: Esteban Mata Blanco 16 diciembre, 2015
Daniel Ortega en el poblado de San Carlos, Río San Juan, mientras participaba en un acto proselitista con miras a a las anteriores presidenciales en Nicaragua. | ARCHIVO
Daniel Ortega en el poblado de San Carlos, Río San Juan, mientras participaba en un acto proselitista con miras a a las anteriores presidenciales en Nicaragua. | ARCHIVO

Cuatro horas tardó Managua en emitir una reacción sobre el fallo de la Corte de La Haya de esta mañana, en la que ratifica la soberanía de Costa Rica sobre isla Portillos, en Calero.

La única declaración oficial sobre el tema fue del vicecanciller César Vega, quien declaró a medios locales que "Nicaragua va a acatar el fallo en toda su extensión".

Antes de esta reacción, Edén Pastora, exguerrillero, responsable del dragado y uno de los protagonistas de la invasión a isla Calero en el 2010, prefirió no emitir criterio hasta tanto no se pronunciara el gobierno de Daniel Ortega.

Aparte de estos actores, el representante de Nicaragua ante La Haya, Carlos Argüello, afirmó que la sentencia "fue balanceada en ciertos aspectos" y que Nicaragua y Costa Rica "deben empezar a buscar la convivencia y pasar la página de este diferendo".

Esta mañana "La soberanía sobre el territorio en disputa le corresponde a Costa Rica (...). La ribera derecha del caño artificialmente dragado por Nicaragua en el 2010 no forma parte de la frontera entre Costa Rica y Nicaragua", leyó el presidente del Tribunal, Ronny Abraham.