Diputados electos valoran realizar segunda sesión solemne del 1.° de mayo en el Teatro Nacional o en el Melico Salazar.

Por: Gerardo Ruiz R. 27 febrero, 2014
La presidenta Laura Chinchilla discutió el tema de los bloques marítimos ayer en Consejo de Gobierno, indicó el canciller Enrique Castillo. | MARIO ROJAS
La presidenta Laura Chinchilla discutió el tema de los bloques marítimos ayer en Consejo de Gobierno, indicó el canciller Enrique Castillo. | MARIO ROJAS

San José

Los diputados electos valoran cambiar el plenario de la Asamblea Legislativa por otro escenario con más espacio para que la presidenta de la República, Laura Chinchilla, entregue su último informe de labores.

Ese evento se realizará el jueves 1.° de mayo, durante la segunda sesión solemne del Parlamento, a partir de las 6 p. m.

Antes, ese mismo día, los diputados se reunirán a partir de las 9 a. m. para elegir a las nuevas autoridades del Directorio para la primera legislatura del periodo 2014-2018.

Asamblea en ruinas. La propuesta del cambio de sede para el discurso de la presidenta Chinchilla la hizo la administración del Congreso a un grupo de diputados electos durante una reunión el pasado 17 de febrero.

Antonio Ayales, director ejecutivo de la Asamblea Legislativa, confirmó que el Departamento de Protocolo expuso la idea de sacar la segunda sesión solemne del edificio de Cuesta de Moras por los problemas de espacio y de seguridad que presenta el inmueble.

“Ese día aquí se reúnen las principales autoridades del país, los miembros de los Supremos Poderes, de la iglesia católica y del cuerpo diplomático.

“Además, por ser el primer año de los nuevos diputados, la experiencia nos dice que se acreditan muchos periodistas y todo eso nos complica la organización por la carencia de espacios adecuados en este edificio”, explicó Ayales.

El director ejecutivo recordó que la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) ha advertido sobre los peligros que implica realizar el edificio principal del Congreso eventos a los que asistan muchas personas, por las condiciones de hacinamiento que presenta.

“No quisiéramos ni imaginar la situación que enfrentaríamos si el 1.° de mayo ocurriera una emergencia como un incendio o un terremoto”, alertó.

Ante eso, el funcionario comentó que se les propuso a los diputados electos que valoren aprobar el traslado de la sede al Teatro Nacional o al Melico Salazar, ambos en el centro de San José, por ser lugares acondicionados para recibir a gran cantidad de público.

“Aún lo están valorando los nuevos diputados. No hay una decisión tomada, porque implica una logística de traslado y de seguridad muy distinta a la que estamos acostumbrados los primeros de mayo en la Asamblea; sería la primera vez en muchos años en que el informe de labores presidencial no se realiza en la Asamblea”, sostuvo.

Ayales indicó que tanto los diputados electos como Casa Presidencial tuvieron buenos comentarios sobre la posibilidad de trasladar la sede del último informe de labores de Laura Chinchilla.

Decisión cercana. El director ejecutivo adelantó que espera que la próxima semana los diputados electos definan el sitio donde se realizará la segunda sesión solemne en la que la mandataria hará el recuento final de logros y de pendientes de su administración, que acabará el 8 de mayo al mediodía.

En paralelo con la organización de las actividades del 1.° de mayo, la oficina de Protocolo del Congreso también trabaja en el planeamiento de las actividades del traspaso de poderes.

La carga de la organización de ese evento recae sobre la Cancillería.

Respecto de los detalles del traspaso, Ayales manifestó que una comisión interinstitucional ya coordina con los candidatos Luis Guillermo Solís, de Acción Ciudadana (PAC), y Johnny Araya, de Liberación Nacional (PLN), con el fin de no dejar las decisiones más importantes para después del 6 de abril, día en que ambos se enfrentarán en segunda ronda por la presidencia de la República.