Órgano electoral consideró que las expresiones del comediante no representan intromisión o amenaza al libre ejercicio de los derechos políticos de los costarricenses

Por: Manuel Herrera 31 octubre, 2013
Ramones se presenta esta noche en el Palacio de los Deportes en Heredia.
Ramones se presenta esta noche en el Palacio de los Deportes en Heredia.

El Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) eximió al humorista mexicano Adal Ramones de la denuncia que presentó un ciudadano el pasado 10 de octubre.

Juan Luis Rivera, letrado del TSE, dijo que los magistrados determinaron que las expresiones que Ramones usó en su presentación en el país –el pasado 28 de setiembre– "no suponían ninguna intromisión o amenaza que distorsionaran el libre ejercicio de los derechos políticos de los costarricenses".

Durante su espectáculo en el Palacio de los Deportes, en Heredia, el comediante mexicano hizo chota de la postulación presidencial del candidato liberacionista Johnny Araya.

Ramones utilizó frases como ¡Pinche Johnny! Por lo menos, mi voto, no' e incluso bromeó con "que jamás le daría su voto a Araya ni para presidente de la clase en la escuela".

La denuncia fue interpuesta por un ciudadano de apellido Mora quien consideró que las expresiones faltaban al artículo 19 de la Constitución Política.

Ese artículo contempla que "los extranjeros no pueden intervenir en los asuntos políticos del país, y están sometidos a la jurisdicción de los Tribunales de Justicia y de las autoridades de la República, sin que puedan acudir a la vía diplomática, salvo lo que dispongan los convenios internacionales".

Rivera explicó que el TSE hizo un análisis de la denuncia y considera que "no toda manifestación de un extranjero en este tipo de actividades representa una infracción a esa norma. Esa prohibición se entiende referida a hechos o aspectos que interfieran en las decisiones que imperan en el ejercicio del sufragio".

La resolución fue emitida a las 9 a. m. de este jueves y la redactó el magistrado Fernando del Castillo.

Etiquetado como: