Por: Álvaro Murillo 3 febrero, 2014

Rolando Araya, hermano y asesor del candidato de Liberación Nacional (PLN), Johnny Araya, afirmó que la segunda ronda, más que una disputa entre partidos políticos, será una lucha entre dos personas.

El 12 de agosto, Rolando Araya abrazó a su hermano Johnny en una actividad proselitista en Heredia. Archivo
El 12 de agosto, Rolando Araya abrazó a su hermano Johnny en una actividad proselitista en Heredia. Archivo

Lo afirmó esta mañana luego de que el electorado ordenara una nueva elección entre Araya y Luis Guillermo Solís, de Acción Ciudadana (PAC), para decidir quién será el próximo presidente de la República.

"Lo que sigue es más una contienda entre dos personas que entre dos partidos. Cada quien contará con la base de lo que ya votó, pero independientemente de lo que ocurrió ayer, aunque para Johnny es una ventaja el aparato del PLN. El aparato funcionó bien en todo el país; lo que ocurrió fue al margen de eso", dijo Araya, quien participó como candidato presidencial liberacionista en la única segunda ronda que la historia registra hasta ahora.

Fue en el 2002 y, en aquella ocasión, Rolando Araya perdió el balotaje frente a Abel Pacheco. El socialcristiano obtuvo un 58% y el liberacionista, un 42%.

Sobre el ascenso del candidato del PAC, el político dijo: "Esta sorpresiva reacción delelectorado se produjo en las últimas horas. Hubo un grupo que buscó un candidato que pudiera ganar contra el PLN, sea quien fuera. Primero Hernández, Villalta, Guevara y al final Solís".