Por: Aarón Sequeira 5 agosto, 2013

 Calderón Guardia regresó de México en 1958. | ARCHIVO.
Calderón Guardia regresó de México en 1958. | ARCHIVO.

Las circunstancias en que se declaró traidor de la patria al expresidente Rafael Ángel Calderón Guardia se confunden hoy con los hechos de la Guerra Civil de 1948, pero ocurrieron ocho meses después de ese evento.

El historiador y político Vladimir de la Cruz recuerda que luego del triunfo del Ejército de Liberación Nacional de José Figueres, Calderón salió del país.

Ese diciembre de 1948, el día 11 por la mañana, se dio el primer intento de ingresar a Costa Rica del doctor Calderón.

Se dieron combates en La Cruz, e inmediatamente el presidente de la Junta Fundadora de la Segunda República, José Figueres, pidió que se declarase a Calderón como traidor.

La Junta reaccionó de inmediato, el 15 de diciembre sesionó en el cuartel de Liberia, censuró a los medios para evitar proclamas de la oposición y se aseguró de que todos los posibles focos de calderonistas y comunistas estuviesen apagados.

Tanto ese primer intento, como el de 1955, también por el norte y con ayuda de Somoza, fueron apagados con luchas armadas. A partir de 1958, cuando regresó Calderón al país, volvió a la política activa, y falleció en 1970. Veintiseis años después, quien lo declaró traidor promovió su benemeritazgo en 1974: José Figueres Ferrer.