PUSC aumenta su dominio de 9 a 14 municipios, el PAC se mantiene en 6

Por: Natasha Cambronero 8 febrero, 2016

El Partido Liberación Nacional (PLN) perdió 12 alcaldías tras los comicios municipales de este domingo. Ahora los verdiblancos gobernarán en 47 cantones, en lugar de 59 como lo hacían desde hace 10 años.

El poder se lo cedió principalmente al Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), que aumentó su dominio de nueve a 14 municipios, según el último corte del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) a las 11 p. m.

La otra novedad fue Nueva Generación, grupo que por primera vez en la historia obtiene puestos de elección popular.

En ese caso, el recién creado partido –en julio del 2012–, gobernará en cuatro ayuntamientos: Turrubares, Alajuelita, Nandayure y Mora; no obstante, en el último cantón, el triunfador es el actual alcalde, Gilbert Monge, quien migró del PLN.

El oficialista Partido Acción Ciudadana (PAC) mantiene el poder en seis alcaldías, aunque en una sétima, Montes de Oca, también gobernará pero en alianza con el Frente Amplio (FA), tras la victoria abultada de Gente Montes de Oca.

El Partido Accesibilidad Sin Exclusión (PASE) también mantuvo su hegemonía sobre dos municipalidades, en esta oportunidad en Liberia y Paraíso.

Mientras, otras siete agrupaciones ganaron un ayuntamiento. Se trata de las agrupaciones locales: Alianza por San José, Yunta Progresista Escazuceña y Curridabat Siglo XXI.

infografia

Así como del Republicano Social Cristiano, el Partido Integración Nacional (PIN), el Frente Amplio y Auténtico Limonense.

En total los 81 municipios se repartieron entre 12 partidos y una alianza. Hace seis años solo fueron nueve partidos políticos.

Sin embargo, el presidente del PLN, José María Figueres, se proclamó triunfador, bajo el alegato de que es fue el grupo político que ganó más ayuntamientos.

infografia

Perdedores. Sobresale el hecho de que tres partidos nacionales no ganaron en ningún cantón.

Tal fue el caso del Movimiento Libertario, el cual perdió en los dos cantones donde gobernaba (Valverde Vega y Nandayure) y de los partidos evangélicos Renovación Costarricense (lideraba la alcaldía de Montes de Oca) y Restauración Nacional.

Al cierre de esta edición, el ayuntamiento de Tilarán estaba en una cerrada disputa entre el PLN y PUSC. Allí la diferencia era de solo 300 votos, con el 86% de las mesas escrutadas.

Otro cantón donde la diferencia es mínima es en Santa Cruz. Aquí, el PIN le estaba ganado a Liberación por solo 14 sufragios, cuando solo faltaba por contabilizar 21 mesas receptoras de votos.

Un panorama similar se vive en Nandayure, donde Nueva Generación le ganaba por 31 votos a los verdiblancos.

Abstencionismo más bajo. En los comicios de ayer se registró el nivel de participación más alto del proceso electoral municipal de los últimos 14 años.

El abstencionismo fue del 59,1%, es decir, que cuatro de cada 10 de los votantes acudió a las urnas para designar los 6.069 puestos municipales que estaban en disputa, entre alcaldes, vicealcaldes, regidores, síndicos, concejales de distrito, intendentes, viceintendentes y concejales municipales de distrito. En el 2002 fue del 77,2%.

Reelectos. De los 81 alcaldes actuales, 47 de ellos buscaron la reelección, pero solo 30 permanecerán en el cargo cuatro años más.

El presidente del TSE, Luis Antonio Sobrado, aseguró que tardarán varias semanas en concluir el escrutinio y proclamar a los triunfadores, los cuales tomarían posesión el 1.° de mayo.

En las elecciones de ayer compitieron 31.000 candidatos de alrededor de 60 partidos.