Por: Aarón Sequeira 29 septiembre, 2015

Los cinco partidos políticos mayoritarios del Congreso se unieron para impulsar una reforma integral a la Ley de Armas y Explosivos más restrictiva, con el fin de seguirle la pista a todo tipo de armamento en el país.

La iniciativa legal lleva las firmas de legisladores del Partido Liberación Nacional (PLN), el Partido Acción Ciudadana (PAC), el Frente Amplio, la Unidad Social Cristiana (PUSC) y el Movimiento Libertario.

Los nueve diputados de la Comisión de Seguridad y Narcotráfico anunciaron la presentación del proyecto de ley 19.716, que obligaría a las autoridades a crear un sistema de trazabilidad, para conocer la ubicación exacta, en tiempo real, de todo tipo de armamento.

Entre los cambios propuestos a la legislación actual se encuentra la creación de permisos diferentes para la posesión de armas: uno de ellos solamente para tenencia de pistolas y similares en un lugar fijo, sea una casa u oficina, y otro para la portación.

Según explicó el presidente de la Comisión de Seguridad, el liberacionista Antonio Álvarez, se vuelven más rigurosos los requisitos para comprar una pistola.

Actualmente, solo hay que aportar el registro de delincuencia. Con la nueva legislación se pretende que el interesado tenga que presentar un examen psicológico y la prueba de manejo de armas aprobada, además de la hoja de delincuencia.

En cuanto al tema de la trazabilidad, los congresistas pretenden que se mejore el mecanismo de registro de las armas desde que ingresan al país y de trazabilidad, para tener precisión sobre el traslado de un dueño a otro.

Se prohíbe fabricación. Por otra parte, en la iniciativa se hace expresa la prohibición de que en el país se produzcan armas, que hasta la fecha no está literalmente expuesta en una ley, sino que deviene de un criterio de la Sala Constitucional.

A diferencia de otras propuestas de ley antes planteadas, el proyecto busca ampliar las potestades del Estado en cuanto al control de armas, sean de uso privado o de instituciones públicas.

Álvarez dijo que el próximo paso es regular las empresas de seguridad privada.