Por: Mercedes Agüero 21 enero, 2014

Voceros de los partidos políticos reconocieron debilidades en sus filtros para la escogencia de sus candidatos a diputado. Esa fragilidad impide, según ellos, evitar la postulación de personas condenadas o con graves cuestionamientos.

Eso sí, advierten que los casos deben analizarse por separado y respetar el principio de inocencia de las personas.

Así lo hicieron ver los dirigentes luego de que La Nación revelara que en las nóminas de aspirantes a un escaño en la Asamblea Legislativa hay nueve aspirantes a una curul a quienes se les investigó por delitos como violación agravada, peculado, estafa, malversación de fondos y receptación de cosas de procedencia sospechosa. A dos se les declaró culpables, tres conciliaron para evitar una sentencia y en cinco casos los acusados fueron absueltos o sobreseídos.

La Asamblea Nacional del PAC desconoció a Víctor Morales Zapata como candidato a diputado por omitir datos de un caso judicial. | MARIO ROJAS PARA LN.
La Asamblea Nacional del PAC desconoció a Víctor Morales Zapata como candidato a diputado por omitir datos de un caso judicial. | MARIO ROJAS PARA LN.

La divulgación de la información llevó al candidato, Otto Guevara, a solicitar la renuncia de dos aspirantes a diputado por el Movimiento Libertario.

Para el presidente libertario, Danilo Cubero, los partidos deben reforzar los controles previos.

“En nuestro caso, los candidatos autorizan al Partido a hacer algunas averiguaciones, pero no es una revisión tan intensa y minuciosa por las limitaciones propias de los partidos. Hay que hacer un esfuerzo mayor”, dijo Cubero, al tiempo que destacó el liderazgo de Guevara al pedir la salida de los candidatos cuestionados.

Bernal Jiménez, presidente del Partido Liberación Nacional (PLN), reconoció que tienen pocos filtros al seleccionar a los candidatos, pues hasta donde sabe ni se les pide la hoja de delincuencia.

“Los partidos deberíamos ser mucho más exigentes. Una vez nominados, quien tenga acusaciones comprobadas (sentencias) no puede aspirar a cargos públicos. Si realmente el PLN quiere combatir la corrupción, debe llevar gente al Congreso que no tenga dudas éticas y ni de moral”, añadió.

José María Villalta, candidato de Frente Amplio, explicó que revisan las hojas de delincuencia de los candidatos, si están al día con la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y otras bases de datos.

Los presidentes de los partidos Unidad Social Cristiana y Acción Ciudadana, Gerardo Vargas y Olivier Pérez, respectivamente, afirmaron que en sus agrupaciones no han aparecido candidatos con condenatorias.