En una carta, insta a contener gastos como alquileres, viajes y horas extra

Por: Aarón Sequeira 26 noviembre, 2014
Según Ottón Solís, el Gobierno debe aprovechar la fuerza política que tiene ahora para hacer cambios drásticos en el gasto. | PABLO MONTIEL
Según Ottón Solís, el Gobierno debe aprovechar la fuerza política que tiene ahora para hacer cambios drásticos en el gasto. | PABLO MONTIEL

El diputado del PAC Ottón Solís envió una carta a los ministros del Gobierno en la que les pide gastar lo menos posible de las partidas que se les autoriza.

El planteamiento se dio un día después de que el presidente legislativo, Henry Mora, dio por aprobado el proyecto de Presupuesto Nacional del 2015, pese a la votación negativa mayoritaria (26 en contra y 25 a favor),

En su nota, el fundador del Partido Acción Ciudadana (PAC) les recalca a los miembros del gabinete que el plan de gastos aprobado, por ¢7,9 billones, solo es una autorización y no una obligación de gasto.

Tras el fracaso del informe de la Comisión de Asuntos Hacendarios, que planteaba recortes por ¢97.000 millones en gastos directos (alquileres, viajes, consultorías, horas extra y capacitación), Solís pidió a los ministros que apliquen los recortes que propusieron los diputados de la Unidad Social Cristiana, el PAC y Liberación Nacional.

“Mientras hacen todo lo posible para ejecutar los gastos dirigidos a inversión y a combatir la pobreza y la desigualdad, ustedes pueden optar por no ejecutar o por subejecutar algunos rubros”, dice la misiva.

Según Ottón Solís, el plan de gastos del 2015 destina “partidas astronómicas” para actividades que en nada contribuyen al desarrollo del país.

Así, establece que son excesivos los gastos que se autorizan para alquileres (¢50.000 millones), consultorías (¢40.000 millones), viajes dentro y fuera del país (¢17.300 millones), horas extra (¢11.300 millones) y dedicación exclusiva (¢60.000 millones).

Para el diputado Solís, los ministros le podrían ahorrar miles de millones al país.

“Una actitud agresiva de parte de ustedes contra ese pasado despilfarrador les permitiría tener autoridad moral para ordenar que también se soquen la faja los entes autónomos y las empresas del Estado”, escribió Solís.

¿Cambio? En su nota a los ministros del presidente Luis Guillermo Solís, el diputado Ottón Solís cuestiona que, si no se intensifica la guerra contra el despilfarro, pronto los electores se preguntarán dónde está el cambio que el partido de Gobierno prometió.

“Si no acometemos esta tarea con brío, pronto el pueblo comenzará a preguntarse por la verdad de nuestras promesas y concluirá que otorgamos un significado enclenque a la palabra cambio”, dijo el legislador.

Aparte de la petición del congresista y fundador del PAC a los ministros, les asegura en la misiva que con solo una breve revisión se nota que la alarma por un supuesto cierre técnico del que se culpaba al recorte de los gastos es un criterio vacío.

“Muchos de ustedes han vivido en las universidades o siempre han trabajado en el sector público y nunca se les ha inducido ni se han educado para preocuparse por el costo de los servicios y obras que realiza el Estado”, señaló Ottón Solís en el texto.

Directriz. La recomendación del legislador Ottón Solís, presidente de la Comisión de Hacendarios, contradice la directriz que anunció el lunes Luis Guillermo Solís, en la que pide a sus ministros ejecutar el dinero que el Congreso les apruebe en el Presupuesto.

La orden presidencial establece que aquellos miembros del gabinete que no ejecuten bien el presupuesto que se les asigne, serán despedidos.

Según el mandatario, promete una gestión ejemplar de los casi ¢8 billones que pidió a los diputados como autorización de gasto.

No obstante las promesas presidenciales, el diputado Ottón Solís calificó en su carta a los ministros como “riesgosa” la ruta fiscal escogida por el Gobierno.

Esa ruta, dice el congresista, incluye la posposición de planes sobre impuestos y el diseño de un presupuesto con un incremento en el gasto que dobla la inflación.

“Espero que la sabiduría del presidente le permita mantener su popularidad y el apoyo de la población”, dice Solís en la carta.