Expresidente criticó al gobierno de Nicolás Maduro por ‘irrespetar derechos humanos’ de opositores

Por: Gerardo Ruiz R. 14 febrero, 2014
Óscar Arias lamentó anoche la represión en Venezuela. | MARIO ROJAS
Óscar Arias lamentó anoche la represión en Venezuela. | MARIO ROJAS

San José

El expresidente de la República y Premio Nobel de la Paz, Óscar Arias, instó al diálogo al gobierno y a la oposición en Venezuela.

Durante una entrevista con la cadena internacional de noticias CNN, Arias propuso al presidente Nicolás Maduro instaurar mesas de diálogo con la sociedad civil y dar un debate sensato sobre las diferencias políticas en el Parlamento venezolano, donde la oposición conserva escaños.

“Si los israelíes y los palestinos pueden dialogar, no veo por qué no lo puede hacer el pueblo venezolano", dijo Arias

Agregó que en la última reunión de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac, en Cuba a finales de enero pasado) se habló de ese diálogo con la sociedad civil.

"Pero son palabras un poco cínicas, pues nunca se ponen en práctica”, reclamó el expresidente, quien el jueves recibió en su residencia a un grupo de venezolanos radicados en Costa Rica que le pidieron alzar la voz ante los hechos violentos en Caracas.

Arias pidió al gobierno de Maduro una mayor tolerancia y entender que la oposición va de la mano con un régimen democrático.

“Se debe entender que un verdadero demócrata, sino tiene oposición debe crearla, y no tratar de suprimirla. Debe aprender a convivir con la crítica y las manifestaciones populares”, sostuvo.

El exgobernante reiteró sus críticas ante el silencio que, afirmó, impera en los países latinoamericanos sobre los conflictos en Venezuela entre el gobierno y los opositores.

“Esa indiferencia me duele, porque en Latinoamérica hemos ido poco a poco construyendo y consolidando las instituciones democráticas", aseguró. "Venezuela retrocede en democracia. Esas cosas se dijeron en La Habana (durante la cumbre de la Celac), pero fue un poco cínico decirlas en un país donde los disidentes están en la cárcel o en el exilio (en referencia al régimen de los hermanos Castro)”.

Las protestas callejeras del miércoles, en las que un nutrido grupo de estudiantes salió a manifestarse contra el gobierno de Maduro, dejaron como saldo tres muertos y más de 60 heridos tras la represión ordenada por el Estado.

Este viernes los grupos de estudiantes volvieron a protestar con denuncias sobre límites a la libertad de expresión a través de las redes sociales, como Twitter, donde el Gobierno presuntamente está bloqueando las fotos sobre la represión a la población civil.

Las protestas se repetirían este sábado cuando opositores y afines al gobierno se encuentren simultáneamente en las calles de Caracas.

Nicolás Maduro, heredero político del fallecido presidente Hugo Chávez Frías, ganó la presidencia de Venezuela en unas polémicas elecciones el 19 de abril del 2013, cuyos resultados fueron desconocidos por la oposición.