Presidente del Congreso afirma que discusión se retomará hoy a las 4:00 p. m.

Por: Esteban Mata Blanco 2 octubre, 2012
Pantalla completa Reproducir
1 de 4

Luego de cinco horas y media de discusión, los diputados del Movimiento Libertario y de la Unidad Social Cristiana (PUSC) rompieron ayer el cuórum para evitar la votación, en primer debate, de la reforma a la ley de vida silvestre.

Dicha iniciativa, entre otros aspectos, prohíbe la caza deportiva en Costa Rica.

El proyecto se discute con un procedimiento especial porque llegó a la Asamblea Legislativa bajo la modalidad de Ley de Iniciativa Popular. Es decir, es un plan presentado por ciudadanos que recogieron 177.000 firmas.

Otra característica singular de este tipo de proyectos es que tienen un plazo máximo de votación de dos años, tiempo que se venció el jueves de la semana anterior.

El proyecto para proteger la vida silvestre es el primero que llega por esta vía al plenario y pretende, además de regular la cacería deportiva, aclarar varios conceptos de la ley sobre la protección de animales y plantas.

También establece que solo se permitará la cacería por subsistencia y para investigación científica.

Por otra parte, el plan no afecta la pesca deportiva ni la artesanal, actividades que seguirán bajo la tutela del Instituto Costarricense de Pesca y Acuicultura (Incopesca).

Queja. Para el presidente de la Asamblea Legislativa, Víctor Emilio Granados, la estrategia de romper el cuórum solo aplaza la votación y espera que hoy se pueda dar el primer debate.

“Quiero dejar claro que a juicio nuestro, mañana (hoy) sigue teniendo la misma preeminencia. Tarde o temprano se tiene que votar. Hoy la sesión se extingue, pero la obligación de votar persiste”, expresó Granados.

“Lamento que los libertarios me pidieran un receso que de buena fe concedimos y que más bien aprovechen para romper el cuórum; es desleal”, agregó.

Manuel Hernández, subjefe de fracción de los libertarios , salió en defensa de su bancada.

“Había tres compañeros que tenían permiso por enfermedad, como (Carlos) Góngora. Faltaron otros diputados de Liberación, la Unidad, Justo Orozco y el PASE.

”El doctor le dijo a Góngora que no podía estar después de las 6:00 p. m., que no podía trasnocharse, más bien duró mucho ahí en el plenario”, alegó Hernández.

Por su parte, el jefe del Partido Liberación Nacional (PLN), Fabio Molina, minimizó las explicaciones de su colega libertario.

“Ahora ellos van a decir que a Liberación le faltaron siete, que a la Unidad le faltaron cinco. Pero, tal y como pronosticamos, el Movimiento Libertario rompió el cuórum para frustrar el acuerdo de siete fracciones políticas”, dijo Molina.