Por: Mercedes Agüero 20 diciembre, 2013

Usted dice que fortalecerá programas de asistencia social, plantea cambios en educación y salud. ¿Es un programa de gobierno con enfoque social?

Ciertamente, el programa de gobierno tiene un contenido social importante y yo he querido recuperar las banderas y vocación social del PLN porque reconocemos que, a pesar del crecimiento económico, la pobreza se ha estancado y la desigualdad ha crecido más que en ningún otro país de América Latina.

”Pero nuestro programa plantea esfuerzos muy claros dirigidos a mejorar la competitividad de la economía. Mencionamos factores que han afectado la competitividad como infraestructura, energía, simplificación de trámites y déficit fiscal. Entendemos que la mejor política económica y social pasa por una política de empleo”.

Plantea darle continuidad a planes actuales como Avancemos, Empléate y Red de Cuido. ¿De dónde tomará los recursos necesarios?

Nunca el país ha gastado tanto en planes sociales en su relación con el PIB como ahora, pero no se ha aprovechado correctamente, por ejemplo, el superávit de las entidades sociales.

”Asignaciones Familiares va a terminar con ¢25.000 millones en superávit. Una vía (de fortalecer programas) es el correcto uso de los recursos existentes.

¿Entonces se financiaría con los mismos recursos actuales pero mejor administrados?

Con superátiv, pero también parte de la solución al problema fiscal debe servir para reforzar programas sociales que son de distribución y de equidad (...)

”Además vamos a proponer que el país desarrolle una prioridad en sus planes sociales dirigido al 7% de la población que vive en pobreza extrema”.