Por: Esteban Mata Blanco 13 junio, 2015
Seguidores ondean pancartas durante la Asamblea del PLN, la mañana de este sábado.
Seguidores ondean pancartas durante la Asamblea del PLN, la mañana de este sábado.

El excandidato presidencial Johnny Araya cambió su estrategia para lograr un acuerdo con la asamblea del PLN en su pulso por presentarse como candidato a alcalde de San José en el 2016, y quiere convencer a los verdiblancos de que se le pida a la Sala IV resolver su futuro antes del 15 de agosto.

Si bien la tesis del arayismo este sábado era votar una moción impulsada por diputados afines a ese movimiento para que se suspendieran las sanciones, a media mañana el panorama cambió.

Este sábado se lleva a cabo la Asamblea Nacional liberacionista, en el edificio Cooperativo en Montes de Oca, San José.
Este sábado se lleva a cabo la Asamblea Nacional liberacionista, en el edificio Cooperativo en Montes de Oca, San José.

Poco antes de las 11:30 a.m. Araya se acercó a la prensa para hablar de la nueva moción que pretende dejar todo en manos de la Sala IV, eso sí, antes de que se realice la elección de candidatos a alcalde, que se prevé para el 20 de agosto.

Esto luego de una agria discusión en la asamblea de este sábado, donde contó con el apoyo de un sector de los diputados y de la asamblea nacional, y chocó de frente con el presidente del Partido, José María Figueres, que se rehúsa a echar marcha atrás a las decisiones del tribunal ético que dejan afuera a Araya de cualquier participación electoral por los próximos cuatro años.

Estas sanciones fueron ratificadas por el tribunal de alzada y el TSE, pero Araya alega que hay una acción de inconstitucionalidad pendiente de resolver en la Sala IV para anular este tipo de sanción.