Por: Rebeca Madrigal 4 septiembre
El diputado Víctor Morales Zapata (izq.), del PAC, niega que llamar a un jerarca para interceder por un pago para el empresario Juan Carlos Bolaños sea tráfico de influencias. Aquí, con Henry Mora, también del PAC.
El diputado Víctor Morales Zapata (izq.), del PAC, niega que llamar a un jerarca para interceder por un pago para el empresario Juan Carlos Bolaños sea tráfico de influencias. Aquí, con Henry Mora, también del PAC.

La mayoría de diputados del Partido Acción Ciudadana (PAC) acordó pedirle a su compañero Victor Morales Zapata separarse de la fracción hasta que el Tribunal de Ética del Partido termine la investigación de su vínculo con el empresario Juan Carlos Bolaños, investigado por un préstamo de $20 millones que obtuvo en el BCR para importar cemento.

La decisión se tomó este lunes por la tarde durante la reunión de fracción que se realiza todas las semanas.

En la sesión participaron los diputados Javier Cambronero, Ottón Solís, Epsy Campbell, Marvin Atencio, Marco Vinicio Redondo, Marcela Guerrero, Franklin Corella, Marlene Madrigal y Laura Garro. Solo Garro se abstuvo de votar, los demás aprobaron la iniciativa.

También estuvo presente, pero se retiró sin votar, la diputada Nidia Jiménez, mientras que los diputados Henry Mora y Emilia Molina no asistieron a la reunión.

Morales Zapata también se ausentó por solicitud del jefe de fracción Javier Cambronero.

La Asamblea Nacional del PAC acordó, por unanimidad, declarar non grato al diputado Morales por sus posibles nexos con el empresario Juan Carlos Bolaños.

Los miembros del Partido le pidieron renunciar y solicitaron al Tribunal de Ética una investigación por el caso del cemento chino. Así lo hicieron luego de conocerse que Morales intercedió ante la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) por un pago que esa entidad tenía atrasado con el grupo JCB en marzo del 2015, y que una persona que figura como director en cuatro sociedades de Bolaños le gestionó unas vacaciones al legislador en diciembre del 2015.

Aunque hasta la tarde de este lunes el diputado Morales había rechazado responder llamadas de La Nación, envió la carta en que renuncia a su inmunidad, a través de un mensaje de Whatsapp, a uno de los periodistas de este medio. Esa misiva está dirigida a los magistrados de la Corte Suprema de Justicia:

"Que con ocasión de los últimos acontecimientos en la ASAMBLEA LEGISLATIVA (las mayúsculas son del original), en donde temerariamente se ha acusado por parte del diputado OTTÓN SOLÍS FALLAS que el empresario JUAN CARLOS BOLAÑOS ROJAS habría cancelado unas vacaciones en una casa de playa para mi persona y familia; respetuosamente les indico que sobre el caso concreto: RENUNCIO A MI INMUNIDAD PARLAMENTARIA, para que en este caso específico la entidades de investigación no requieran solicitud alguna para levantarme el fuero constitucional que me cobija en caso que lo requieran."

En la nota, el diputado renuncia a la inmunidad.
En la nota, el diputado renuncia a la inmunidad.

La solicitud de separación es un acto simbólico, pues según confirmó Cambronero, el diputado seguirá recibiendo las facilidades que le da la fracción a menos de que, por voluntad propia, Morales se declare independiente.

Cambronero aseguró que apela a la madurez y sensatez de Morales para que no se presente más a las reuniones de fracción, aunque no le podrán impedir su participación.

Morales Zapata adelantó esta mañana en el programa de radio Hablando Claro, que no renunciará ni a su curul ni a la fracción, no así a la inmunidad parlamentaria de la cual dijo se despojó el pasado viernes en una carta enviada a la Corte Plena.

Cambronero confirmó que conversó esta mañana con Morales y le reiteró esas mismas intenciones.