Legisladora generaleña garantiza que reformas a tributos de renta y ventas no gozarán de un trámite abreviado

Por: Gerardo Ruiz R. 18 mayo, 2016
La diputada Rosibel Ramos, del PUSC, se mantendrá como la presidenta de la Comisión de Asuntos Hacendarios. Desde ya, Ramos anunció que la reforma fiscal que impulsa el Gobierno no tendrá un trámite legislativo abreviado.
La diputada Rosibel Ramos, del PUSC, se mantendrá como la presidenta de la Comisión de Asuntos Hacendarios. Desde ya, Ramos anunció que la reforma fiscal que impulsa el Gobierno no tendrá un trámite legislativo abreviado.

San José

Una férrea opositora al aumento de impuestos, la diputada Rosibel Ramos, de la Unidad Social Cristiana (PUSC), conservará la presidencia de la Comisión de Asuntos Hacendarios durante esta legislatura.

Ramos fue reelegida este miércoles como la presidenta del foro donde se discuten las reformas a los impuestos sobre la renta y sobre las ventas, que el Poder Ejecutivo ve como la alternativa para recaudar ¢600.000 millones adicionales por año y reducir el déficit fiscal en un 2% del producto interno bruto (PIB).

Tras su reelección, Ramos reafirmó que el bloque de siete fracciones de oposición no está en anuencia de aplicarles el trámite legislativo abreviado a esas iniciativas, como lo pretende Casa Presidencial.

"No le quepa duda de que convocaré a todas las sesiones extraordinarias, que sea necesario convocar, para que todos los sectores sociales cuenten con el espacio para ser escuchados y para que quede constando su criterio sobre las necesarias reducciones en el gasto". Rosibel Ramos, diputada del PUSC

La diputada anunció que los próximos seis meses serán dominados por el trámite de los proyectos de ley que la oposición acordó impulsar, para reducir el gasto público en en pensiones, salarios y pluses, principalmente.

"No le quepa duda de que convocaré a todas las sesiones extraordinarias que sea necesario convocar para que todos los sectores sociales cuenten con el espacio para ser escuchados y para que quede constando su criterio sobre las necesarias reducciones en el gasto", adelantó la socialcristiana.

Ramos dijo que el primer proyecto de ley que dictaminaría Hacendarios en esta legislatura sería el de Caja Única, que el Poder Ejecutivo promueve para recuperar el dinero que está ocioso en instituciones públicas.

Su oposición a la agenda fiscal del Poder Ejecutivo ha llevado a Ramos a tener fuertes encontronazos con el presidente Luis Guillermo Solís, quien se quejó de los "exabruptos" de la diputada, durante una visita de la bancada socialcristiana a Casa Presidencial.

infografia

Reforma a empleo consensuada. Una posición similar a la de Ramos, abierta al diálogo con los sindicatos, fue la que mostró la diputada liberacionista Karla Prendas, quien presidirá la Comisión de Asuntos Sociales.

Ese foro legislativo tiene entre sus prioridades dos iniciativas para reformar el empleo público y tocar el tema de las remuneraciones, que impulsa la parlamentaria liberacionista Sandra Piszk y que contarían con el apoyo de la bancada del Frente Amplio.

"Lo que procede es un proceso de apertura. Vamos a fortalecer y a propiciar la apertura con los sindicatos. En las sesiones de subcomisión y de comisión vamos promover entendemientos, puntos en común. En esa discusión van a estar representadas todas las fracciones, incluidas las que no pertenecen a la alianza opositora. Por supuesto que el Poder Ejecutivo tiene las puertas abiertas para incluir sus opiniones en esos proyectos", dijo.

En medio de la pesada agenda de control del gasto y aumento de impuestos que tiene el Congreso, otros temas pujan por entrar entre las prioridades. Prendas dijo que se inclina por combinar en Sociales la agenda de empleo con la de proyectos de derechos humanos.

La libertaria Natalia Díaz, quien presidirá la Comisión de Asuntos Económicos, dijo que la alianza deberá tener presente que en ese foro se discutirán proyectos de reactivación económica, especialmente enfocados en promover la sobrevivencia de pequeñas y medianas empresas.

Oficialismo en minoría. Si bien el bloque integrado por el Frente Amplio (FA) y el Partido Acción Ciudadana (PAC) está en minoría en todas las comisiones permanentes ordinarias, el jefe de fracción frenteamplista, Edgardo Araya, dijo que no piensan echar a andar ninguna acción legal ante la Sala Constitucional para impugnar la integración de las comisiones.

"Habría que preguntarle a los de la alianza qué van a hacer cuando empiecen a recibir propuestas concretas, razonadas, a ver si es tan cierto que ellos quieren entrarle al tema fiscal o si esto es una cortina de humo para no hablar del proyecto contra el fraude fiscal y para no poner a pagar a los que evaden los impuestos. Con la conformación de Asuntos Hacendarios nos dan esa señal". Edgardo Araya, jefe de fracción del Frente Amplio

"Obviamente no estamos de acuerdo con la conformación de las comisiones. Esto lo que refleja es el negocio que hicieron (la alianza) el 1. de mayo. Era esperable que se diera esto. Pero en vez de escalar esto a la Sala Constitucional hay que abocarse a trabajar", dijo el jefe frenteamplista.

Araya adujo que el bloque Frente Amplio-PAC no pretende destacarse, en este año legislativo, por entorpecer el trámite de los proyectos de control del gasto público, sino, más bien, por plantear propuestas para mejorar esos proyectos y los de índole tributaria.

"Habría que preguntarle a los de la alianza qué van a hacer cuando empiecen a recibir propuestas concretas, razonadas, a ver si es tan cierto que ellos quieren entrarle al tema fiscal o si esto es una cortina de humo para no hablar del proyecto contra el fraude fiscal y para no poner a pagar a los que evaden los impuestos. Con la conformación de Asuntos Hacendarios nos dan esa señal", afirmó.

El presidente de la Asamblea Legislativa, Antonio Álvarez Desanti, no obstante, dijo que la integración de las comisiones es equilibrada en términos de fuerzas políticas y de género.

Alvarez dijo que el bloque opositor queda fortalecido en razón del cumplimiento del acuerdo del 1.° de mayo pasado y negó roces con las fracciones de diputados evangélicos al no quedar estos en la fórmula de Asuntos Sociales, donde se podrían debatir temas como las uniones entre personas del mismo sexo y la fertilización in vitro (FIV), los cuales adversa ese grupo.

"En realidad respetamos la distribución que esos mismos diputados solicitaron", afirmó.

La integración de las comisiones se completó con la elección del diputado liberacionista Juan Luis Jiménez Succar en la presidencia del panel de Asuntos Jurídicos. Su compañera de bancada, Silvia Sánchez, presidirá Gobierno y Administración y Mario Redondo, de la Alianza Demócrata Cristiana (ADC), comandará la Comisión de Control de Ingreso y Gasto Público.