Carlos Alvarado y Welmer Ramos mostraron pocas diferencias de fondo en el enfrentamiento de esta noche organizado por Grupo Extra

Por: Esteban Mata Blanco 22 junio
La noche de este jueves los precandidatos del PAC, Carlos Alvarado y Welmer Ramos se enfrentaron en el auditorio del Colegio de Abogados.
La noche de este jueves los precandidatos del PAC, Carlos Alvarado y Welmer Ramos se enfrentaron en el auditorio del Colegio de Abogados.

La discusión sobre empleo público y la aprobación de nuevos impuestos fue, por mucho, el único elemento que diferenció el discurso de los precandidatos presidenciales del Partido Acción Ciudadana (PAC), Carlos Alvarado y Welmer Ramos, en el debate organizado por Grupo Extra la noche de este jueves.

Alvarado, exministro de Trabajo de la actual administración, aboga por continuar con la discusión de impuestos como el del valor agregado (IVA) y la reforma al tributo sobre la renta y el ordenamiento del empleo público.

Entretanto, Ramos, también exministro de Economía de este Gobierno, evitó hacer una mención directa al IVA y la reforma en Renta. Sin embargo, afirmó que se deben "tapar vacíos" con reformas legales que, apoyadas en un crecimiento de la economía, permita golpear el déficit fiscal.

Ramos, economista por formación, apela a un mejoramiento en la economía nacional como uno de los vehículos para mejorar la realidad fiscal del país, que amenaza con llevar a las finanzas estatales a un déficit del 6% al final del año.

Alvarado no tuvo reparo en señalar que el Gobierno debe insistir en un reordenamiento del empleo público y una mejora de la recaudación tributaria apoyada en reformas impositivas.

La actividad se realizó en el auditorio del Colegio de Abogados de Costa Rica, con una nutrida asistencia.

El debate, cuyo formato no permitió una verdadera confrontación de ideas, discurrió sin mayores sobresaltos, frente a un público evidentemente partido en dos.

Continuidad del Gobierno

A pesar de que Ramos no utilizó la palabra continuidad, tanto él como Alvarado justificaron un segundo mandato del PAC en torno a posiciones casi idénticas de apoyo a la actual administración y el discurso de ambos dejó ver que no habría mayor diferencia con las políticas de la administración de Luis Guillermo Solís.

Estas similitudes se hicieron patentes en temas como educación, ataque a la pobreza y fortalecimiento del sistema de salud.

En esta línea, y sin mayores diferencias, los rojiamarillos dejaron ver la posibilidad de que, ante un eventual segundo gobierno de Acción Ciudadana, la discusión de los regímenes de pensiones debe pasar por una profundización del diálogo con los sectores involucrados, en especial el régimen de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM).

Asimismo, el tema de la seguridad ciudadana, el fortalecimiento de las fronteras y el acceso a mayores posibilidades de empleo, fueron parte del discurso que se compartió en el debate.

No obstante, ambos precandidatos se cuidaron, tanto de lanzar atanques, como de hacer promesas al electorado, dando a entender que la continuidad de las políticas actuales serían uno de los pilares en la propuesta de Gobierno de Acción Ciudadana.