Por: Aarón Sequeira 19 junio, 2013

La propuesta del diputado independiente Luis Fishman, para que la Asamblea Legislativa fije una posición sobre la refinería con China, se estrelló ayer en el plenario.

La moción pide que los diputados insten a la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) y al Consejo de Gobierno a que detengan las negociaciones con la empresa china CNPCI.

Según la moción, se trata de negociaciones lesivas a los intereses nacionales y, además, “han incumplido sus propios términos”.

La moción no prosperó porque el presidente de la Asamblea, Luis Fernando Mendoza, no le dio prioridad, a pesar de que se trataba de una moción de orden, tal como la planteó Fishman.

El liberacionista explicó en el plenario que una moción de orden “no conlleva una resolución o una declaración de fondo” y, por eso, la envió al punto h del orden del día del plenario, después de informes de hace cuatro o cinco años que nunca se han discutido en la Asamblea Legislativa.

La moción de Luis Fishman fracasó, pues, entre otras cosas, el presidente del Congreso, Luis F. Mendoza, no le dio prioridad. | ABELARDO FONSECA/ARCHIVO.
La moción de Luis Fishman fracasó, pues, entre otras cosas, el presidente del Congreso, Luis F. Mendoza, no le dio prioridad. | ABELARDO FONSECA/ARCHIVO.

A Fishman lo apoyaron el diputado del Frente Amplio, José María Villalta, y el de Acción Ciudadana Juan Carlos Mendoza, quienes plantearon una apelación, que fue rechazada por mayoría.

Pero la moción del independiente también persigue que se pida cuentas a la Contraloría General de la República sobre las negociaciones que lleva adelante Recope.

El diputado Manrique Oviedo, de Acción Ciudadana e integrante de la Comisión de Control de Ingreso y Gasto Público, habría votado en contra de la iniciativa, pues dijo que esa investigación se dará en ese foro, pues, si se discutiera en el plenario, con 57 diputados, se volvería “un desorden, un caos”.