Por: Aarón Sequeira 19 febrero, 2014
Pobladores del Caribe Sur piden a diputados como Carmen Granados, Manrique Oviedo y Jeannette Ruiz, del PAC, que les den plenos derechos sobre las tierras que hoy ocupan en una zona protegida. | LUIS NAVARRO
Pobladores del Caribe Sur piden a diputados como Carmen Granados, Manrique Oviedo y Jeannette Ruiz, del PAC, que les den plenos derechos sobre las tierras que hoy ocupan en una zona protegida. | LUIS NAVARRO

Los diputados acordaron ayer consultar al Instituto Costarricense de Turismo (ICT) y a la Municipalidad de Talamanca el proyecto de Ley de Reconocimiento de los Derechos de los Habitantes del Caribe Sur, tras darse dudas sobre la iniciativa.

El plan establece los derechos de uso de la tierra a las comunidades que hoy están dentro del refugio nacional de vida silvestre Gandoca-Manzanillo, para evitar que el Gobierno tenga que desalojarlos.

La modificación permite que los pueblos de la zona sur de la costa caribeña queden bajo administración de las municipalidades respectivas, en régimen de concesión.

El referido plan fue aprobado en primer debate el jueves anterior.

Fracasa consulta. Por otra parte, ayer no prosperó una consulta ante los magistrados constitucionales. Se pretendía aclarar dudas sobre una eventual reducción del refugio de vida silvestre, de acuerdo con una advertencia que hizo el Departamento de Servicios Técnicos del Congreso.

La jefa de fracción del Partido Acción Ciudadana (PAC), Carmen Muñoz, aseguró que en materia ambiental las leyes solo pueden ser progresivas. Por eso, ante una reducción del refugio, su partido prefirió elevar la consulta.

Muñoz, Juan Carlos Mendoza y Claudio Monge, del PAC; Xinia Espinoza, de Liberación Nacional; Martín Monestel, del Partido Accesibilidad Sin Exclusión (PASE), y los independientes Patricia Pérez, Luis Fishman y José Joaquín Porras firmaron inicialmente la petición de consulta de constitucionalidad.

Sin embargo, tras retirar Monestel y Porras su firma, la consulta perdió validez pues la legislación exige el apoyo de 10 congresistas para ese trámite.