Por: Aarón Sequeira 13 diciembre, 2013

La presidenta ejecutiva de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Ileana Balmaceda, aseguró ayer ante los candidatos presidenciales de nueve partidos que las finanzas de la institución están equilibradas.

Balmaceda les dijo que, a pesar de la crisis que atravesó la entidad entre el 2008 y el 2009, se ha mantenido una fuerte inversión en infraestructura y equipamiento para los centros de atención de la salud.

En cuanto a las listas de espera, sostuvo que hay un proceso de registro para clasificar por prioridad la atención de los pacientes, además de que implementan segundos turnos y cirugías ambulatorias.

Sobre pensiones, recordó que la cotización de la gente sube un 0,5% cada cinco años y están por licitar otro estudio actuarial para aclarar la sostenibilidad del régimen de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM).

Asimismo, Balmaceda detalló que la deuda del Estado con la CCSS asciende a ¢402.226 millones. A la cita no asistieron José María Villalta, del Frente Amplio, ni José Miguel Corrales, de Patria Nueva. Villalta envió al aspirante a la vicepresidencia Wálter Antillón.