Por: Natasha Cambronero 21 noviembre, 2016
José Alberto Alfaro (izq.) caminó escoltado por los pasillos del mercado de artesanía de Masaya, en Nicaragua. | CORTESÍA NOEL GALLEGOS/LP
José Alberto Alfaro (izq.) caminó escoltado por los pasillos del mercado de artesanía de Masaya, en Nicaragua. | CORTESÍA NOEL GALLEGOS/LP

Para el canciller Manuel González, el viaje de 12 diputados a Nicaragua, este fin de semana, fue utilizado por la prensa de ese país "para hacer mofa" de los costarricenses.

González insistió en que la visita a Managua no debió darse, confirmó que no solo era innecesaria, sino también inconveniente, dado que las relaciones bilaterales entre los dos Estados son frías, desde hace ya, varios años.

"Algunas manifestaciones, algunos gestos y algunos actos relacionados con esta visita inclusive fueron utilizados por la prensa nicaragüense para hacer mofa de estos visitantes", dijo el jerarca de las Relaciones Exteriores del país en un audio de casi cuatro minutos que envió su encargada de prensa.

Por ejemplo, en su edición digital, el periódico nicaragüense La Prensa calificó de "turismo parlamentario" el accionar de los legisladores ticos en ese país.

Ese medio fotografió al diputado del Movimiento Libertario y vicepresidente del Congreso, José Antonio Alfaro, a su llegada al mercado de artesanías de Masaya junto a miembros de la delegación costarricense.

Incluso, en otra de los fotografías se observa a un funcionario de la Asamblea Nacional de Nicaragua sosteniendo tres botellas de licor.

González agregó que algunas declaraciones emitidas por los legisladores costarricenses en Managua son perjudiciales para Costa Rica.

"Hicieron manifestaciones orales que también han sido sacadas aparentemente de contexto, pero que son perjudiciales para los intereses del país, inclusive se firmó una declaración conjunta, cuyo contenido está siendo precisado y estudiado por la Cancillería".

"Si bien es cierto, los señores diputados pueden viajar a donde ellos quieran y no requieren del consentimiento de la Cancillería y respetamos profundamente la división de poderes, no podemos dejar de manifestar la inconveniencia de este viaje en el contexto de una relación que tiene sus dificultades, que han sido debidamente señaladas desde hace mucho tiempo, donde no hay un genuino interés de parte de Nicaragua por mejorar esas relaciones", agregó el canciller tico.

El viernes, Alfaro y la presidenta en funciones de la Asamblea Nacional de Nicaragua, Iris Montenegro, firmaron un pronunciamiento de 17 puntos, en los que se llama a los gobiernos de ambas naciones a buscar el "mutuo respeto" a las soberanías de cada país, así como a aplicar el derecho internacional para resolver las diferencias y reconocer que ambas naciones tendrán "vínculos basados en la perpetuidad de su vecindad".

La delegación costarricense, además de Alfaro, estuvo integrada por Aracelly Segura, Michael Arce, Danny Hayling y Olivier Jiménez del Partido Liberación Nacional (PLN); Laura Garro, Emilia Molina, Marvin Atencio y Javier Cambronero del Partido Acción Ciudadana (PAC); Jorge Arguedas y José Ramírez del Frente Amplio; y la independiente Carmen Quesada.