Por: Esteban Oviedo 29 julio, 2012
Cada vez menos gente se inclina por votar en el 2014 - 1
Cada vez menos gente se inclina por votar en el 2014 - 1

Cada vez menos personas se inclinan por votar en las elecciones nacionales del 2014, de acuerdo con la más reciente encuesta de la empresa Unimer para La Nación .

Entre abril y julio, aumentó de un 31% a un 35% el grupo conformado por los ciudadanos que se abstendrán de ejercer el sufragio en los próximos comicios, que tiene grandes dudas de hacerlo o que están dispuestos a anular el voto.

En enero, ese grupo solo representaba un 22% de la muestra.

Al tiempo que aumentó el número de posibles abstencionistas, el grupo de personas con inclinación a votar se redujo de un 78% en enero a un 68% en abril y, en julio, bajó de nuevo, a un 64%.

Dentro de ese último grupo, solo una tercera parte ya decidió por quien votar.

¿Quiénes son? La inclinación por no ir a votar es mucho mayor en las personas que tienen entre 40 y 49 años, de acuerdo con los datos de la encuesta. Entre ese grupo, el porcentaje de personas con grandes dudas de acudir a las urnas alcanza un 42%.

El abstencionismo sube a casi un 50% entre las personas que dicen no tener simpatía por partido político alguno, mientras que se reduce a menos del 20% entre los simpatizantes de los partidos Liberación Nacional (PLN), Acción Ciudadana (PAC) y Movimiento Libertario.

En las elecciones nacionales de febrero del 2010, el abstencionismo fue de un 30,9%, lo que implicó una reducción en comparación con los comicios del 2006, en los que el 34,8% de la población declinó votar.

La más reciente encuesta de Unimer fue elaborada entre el 5 y del 11 de julio con entrevistas a 1.200 personas. El margen de error es de 2,8 puntos porcentuales.

Pese a que aumentó el grupo de posibles abstencionistas, creció un poco el porcentaje de personas que afirman estar ilusionadas de cara a las votaciones del 2014.

Sin embargo, todavía constituyen mayoría los grupos que se sienten indiferentes o desmotivados.

Entre enero y julio, subió de un 12% a un 18% el sector que dijo estar ilusionado; bajó de un 45% a un 39% el que dijo estar indiferente y se redujo de un 36% a un 34% el que se declaró desmotivado.

Los grupos más decepcionados son los que integran el estrato económico medio y las personas que tienen más de 40 años.

Preferencias. Al 65% de entrevistados que manifiesta inclinación a votar, Unimer les preguntó a quién apoyarían en el 2014.

El alcalde de San José, Johnny Araya, apareció de primero en la intención de voto con un 14%, seguido del exministro de la Presidencia Rodrigo Arias, con un 11%.

En tercer lugar, aparece el excandidato del PAC, Ottón Solís, con un 9%; y de cuarto, la exdiputada Epsy Campbell, con un 7%.

En este caso, el margen de error es de 3,5 puntos porcentuales hacia arriba o hacia abajo.

Cuando se le preguntó al público por quién nunca votaría, el primero en la lista fue el expresidente José María Figueres Olsen, con un 33%. En segundo lugar, apareció Rodrigo Arias con un 14%; en tercer puesto, Otto Guevara con un 5% y, de cuarto, Solís, con un 4%.